Contacte con el equipo de Soma Comunicación (+34) 961 329 801|soma@somacomunicacion.com

Destacado

8 noviembre, 2017

“Los libros son una forma de viajar y de contestar preguntas”

8 noviembre, 2017|

‘Radiofílica’ y devoradora de libros. Así se define la periodista Lara Hermoso, que recuerda haber querido dedicarse a la comunicación desde que de pequeña recorría su casa, radiocasete en mano, entrevistando a toda su familia y a ella misma (al estilo Capote). Trabaja en el informativo 24Horas de RNE y previamente en Cadena SER con Carles Francino. También ha colaborado en la revista Rolling Stones y actualmente lo hace en Jot Down. Antes reflexionaba sobre sus lecturas favoritas en su blog; ahora se las guarda para ella y para sus allegados.

¿Cómo definirías el periodismo en pocas líneas?

Un oficio que se aprende con los años y en el que, por mucho que nos empeñemos, no existe la objetividad, pero sí la honestidad.

¿Qué te condujo al mundo del periodismo? ¿Dónde te veías a nivel profesional 15 años después cuando empezaste la carrera?

No recuerdo haber querido ser otra cosa. Debía de tener siete u ocho años cuando me regalaron un radiocasete con micrófono y a partir de entonces me dediqué a entrevistar a toda mi familia e incluso a auto entrevistarme. Conste que entonces no sabía que eso ya lo había inventado Truman Capote.

¿Qué ‘placeres’ le encuentras a la radio como usuaria y como profesional de la comunicación?

Siempre ha sido y será mi medio favorito por su inmediatez y su calidez. El otro día leía un artículo de Elvira Lindo en El País en el que decía que “nada supera el lazo íntimo que establece una voz con sus oyentes” y no puedo estar más de acuerdo. Mi padre es un gran oyente de radio y en casa siempre ha sonado. Nosotros también terminábamos contestándole al transistor.

¿Por qué crees no hemos desterrado el papel para centrarnos en los ebooks a la hora de leer libros? 

No lo sé. Personalmente como lectora me encantan los libros como objeto físico y a la hora de leer necesito subrayar y doblar las páginas. También persigo ediciones antiguas y/o raras.  Conste que tengo un ebook y, a pesar de que las torres de libros empiezan a campar por el suelo de casa, soy incapaz de usarlo.

¿Qué te aporta la lectura en las noches de frío?

En las noches de frío y en las de verano también. Los libros son un refugio, una forma de viajar, de evadirse, de contestar preguntas. A menudo los libros me sirven para expresar sentimientos que yo soy incapaz de poner en mis propias palabras. Lo escribió Milena Busquets: “donde no llegan mis amigos amados llegan mis libros amados”.

¿Cuáles son tus cinco libros favoritos?

Me niego a señalar solo cinco libros favoritos, amén de que ellos van cambiando conforme uno crece y cambia como lector. Sí puedo decir que tengo debilidad por la Generación Granta a la que pertenecen algunos de mis autores favoritos: Julian Barnes, Martin Amis o Ian McEwan. Le recomendaría a todo el mundo El sentido de un final de Barnes y Amsterdam y Expiación de McEwan. Pastoral americana, de Philip Roth, es otro libro que ha sido fundamental en mi vida. Últimamente he leído a autoras que me han fascinado como Renata Adler, Vivian Gornick, Natalia Ginzburg o Lucia Berlin. Me interesan mucho autores españoles como Luis Landero, que ha escrito libros maravillosos como El balcón en invierno o La vida negociable, y voces jóvenes como la de Laura Ferrero, que ha escrito una primera novela espléndida, Qué vas a hacer con el resto de tu vida. Me encantan los libros de memorias y ahí no puedo dejar de señalar la biografía de Isaiah Berlin, que escribió Michael Ignatieff, o el libro de memorias de Katharine Graham (Una historia personal), que fue editora del Washington Post en un momento en el que en el periodismo solo mandaban los hombres. En las facultades pondría como lectura obligatoria las memorias de Christopher Hitchens, Hitch-22. Y, ante el fenómeno Patria, recomiendo mucho leer los dos libros que ha publicado Edurne Portela: el ensayo El eco de los disparos y la novela Mejor la ausencia. Me temo que al final han salido más de cinco…

¿Cuál tienes sobre la mesita de noche actualmente?

Acabo de terminar El club de los mentirosos, un libro de memorias de Mary Karr que me ha fascinado por su falta de autocomplacencia y su abrumadora sinceridad. Y ahora estoy empezando Yo misma, supongo, de Natalia Carrero, un artefacto curioso del que apenas llevo 60 páginas leídas.

Por @casas_castro

El modelo de suscripción, ¿por qué no termina de triunfar en España?

7 noviembre, 2017|

El modelo de negocio de los medios de comunicación ha cambiado con Internet y las nuevas tecnologías. La publicidad en los medios tradicionales continua su descenso de forma acuciante, por lo que esta caída debería verse compensada por los ingresos online. La suscripción se ha convertido en una de las principales formas de generar dinero por parte de los medios, pero no en todas partes funciona de la misma manera.

En Estados Unidos y Reino Unido el modelo de suscripción online está funcionando correctamente, ya que los usuarios demandan información de calidad, según The Economist. Esto se debe a la aparición de fake news, la ‘infoxicación’ existente o el sensacionalismo de muchos medios. Periódicos digitales como el New York Times cuentan con dos millones de suscriptores, mientras que The Wall Street Journal alcanza los 300.000. Unas cifras que se van incrementado, poniendo así en valor el valor del trabajo periodístico en Internet.

Sin embargo ¿qué sucede en España? En nuestro país este modelo no termina de arrancar, por lo que los medios de comunicación no terminan de levantar cabeza. Ciertamente, la prensa local tiene más problemas para implantar este tipo de captación de ingresos, pero la los medios más grandes tampoco logran remontarlo. Los motivos parecen ser culturales principalmente, ya que la gente se ha acostumbrado a no pagar por los contenidos en Internet. Recordemos que España había estado en el top de los países donde se registran mayores índices de piratería, hasta que EE.UU. la sacó de su ‘lista negra’ en abril de este año.

Para atraer a más lectores online, los medios de comunicación deberían de realizar una campaña pedagógica con los usuarios recalcando en la importancia del pago de contenidos de calidad. A ello se une la desconfianza que mucha gente tiene en torno a los periodistas, ya que los medios se encuentran muy polarizados, por ejemplo, en cuestiones primordiales como la de Cataluña.

El experto digital Pepe Cerezo señala en su informe ‘El auge de los modelos de pago’ que estos son “la historia de sucesivos fracasos” en nuestro país. Eso sí, destaca eldiario.es, que cuenta con las aportaciones de 14.231 socios o Infolibre, para el cual la suscripción ha representado el 53% de su facturación total en 2016.

Por su parte, Facebook, para muchos usuarios una fuente de información, va a probar un modelo de suscripción para los medios y periodistas, un proyecto que comenzará a probarse entre un reducido grupo de editores de Estados Unidos y de Europa a finales de este año. El dinero que se recaude lo recibirá directamente el editor, según ha explicado la red social, la cual afirma que no recibirá ninguna comisión. Estaremos atentos a ver cómo funciona y si realmente es una forma de lograr los esperados ingresos.

De la nueva inmediatez informativa

3 noviembre, 2017|

Cuando en diciembre de 2010 los viajeros españoles sufrieron la huelga de controladores aéreos no podían imaginarse que, coincidiendo con ese hito, se abría un nueva espita de lo que venían entendiendo como acceso a la inmediatez informativa. Por aquel entonces, las decenas de miles de personas aisladas en las terminales de los aeropuertos coincidiendo con el puente de la Constitución, comenzaron a recurrir masivamente a Twitter para conocer la última hora sobre las negociaciones de la huelga, la situación de sus vuelos o el estado de la cosa oficial. Hasta tal punto significó una revolución en el concepto de acceso a la información, que numerosas instancias oficiales, como la propia Aena, decidieron recurrir a este canal para mantenerse al tanto de los acontecimientos y protagonizar la información derivada de éstos. De hecho, la empresa pública que gestiona los aeropuertos y helipuertos en España abrió su cuenta oficial en la red social del pajarito ese mismo mes de diciembre, durante la crisis mencionada.

Desde entonces hasta ahora, la inmediatez informativa ha evolucionado aún más si cabe y, en todas sus mutaciones, las redes sociales han condicionado el ritmo de convivencia entre el sentido tradicional de entenderla y el perfil urgente de comprenderla, al menos desde el punto de vista de la rigurosidad y de la significación misma del concepto. Porque, a la par que cuentas oficiales como la de Aena se subieron desde entonces al carro informativo de los 140 caracteres, con más o menos tino, la inmediatez sufrió un varapalo a la esencia misma que encierra. Porque si por inmediatez se desprende una cualidad de inmediato, en el perfil periodístico del concepto aparece vinculada a una necesaria veracidad informativa. Y ésta, comenzó a ser obviada por el deseo de querer adaptarse en demasía a la rapidez de estos canales, sacrificando dicha veracidad en sintonía con alertas mayúsculas del estilo ‘ÚLTIMA HORA’ o ‘URGENTE’.

Bajo este contexto, los medios de comunicación tradicionales también sufrieron el síndrome de la nueva ‘inmediatez rápida’ carente de veracidad informativa. La radio, el medio que hasta ese diciembre de 2010 había lucido la mayor capacidad histórica para hacerse acreedor de ser el más inmediato, comprobó que la información, incluso la oficial, circulaba de manera más fluida a través de las redes sociales. Por encima, incluso, de la periodicidad horaria de sus boletines informativos. Los cuales, no tuvieron más remedio que comenzar a referenciar tuits para informar de los hechos de última hora relacionados, en el ejemplo que nos ocupa, con aquella huelga de controladores. Si las ondas se subieron a los tuits, el resto de medios tradicionales comenzaron a hacer lo propio, incluyendo como fuente informativa y como referencias válidas, muchas veces sin verificar la fuente o el contenido, los mensajes compartidos en Twitter.

La nueva inmediatez y la TV

Siete años después, asistimos a otra metamorfosis de la nueva inmediatez. En este caso, protagonizada por los medios digitales –portadas que cambian cada pocos minutos con titulares imprecisos- y, especialmente, por la televisión, que ha comenzado a apostar por telemaratones de seudoinformación con reporteros a pie de calle en persecución de hechos, protagonistas o contextos en ocasiones creados o forzados por profecías de acontecimientos que jamás llegan a producirse o, en el caso de que se den, no coinciden con las previsiones informativas que el conductor del programa de turno había preconcebido. Así, como si fueran programas del corazón de la primera década de los 2000, estilo ‘Aquí hay tomate’, los periodistas que trabajan en directos eternos transmiten una falsa inmediatez, un estar al pie de la noticia, cuando lo que realmente practican es el acecho al político o al futbolista; como solo se había practicado en programas del corazón. De fondo, una mesa de debate con tertulianos salidos de la radio que sincronizan lo que leen en las redes sociales con los comentarios que proyectan sobre esa seudorrealidad a la par que el presentador les interrumpe constantemente para dar paso al reportero con un ‘ÚLTIMA HORA’ o un ‘URGENTE’ similares a los que encabezan tuits desde 2010. El periodista desplazado al ‘escenario de los hechos’ suele aparecer cada ‘x minutos’ con la alcachofa en una mano y el móvil en la otra. Cuando le dan paso reproduce como puede lo que su fuente les ha wasapeado, en caliente y sin contrastar, o lo que están rescatando vía Twitter o Instagram.

El resultado de esta nueva inmediatez es un bucle eterno de horas y más horas en las que la veracidad de la información queda supeditada a la urgencia del minuto y resultado que siempre espera novedades. Éstas se presentan como tales y luego son desmentidas o rectificadas por los mismos actores que las anunciaron a gritos.

Entonces, ¿el ruido está en las redes sociales o en los medios tradicionales? ¿Qué misión informativa cumplen los nuevos formatos? ¿Cómo pueden aprovechar los medios de comunicación la brecha entre la inmediatez, la veracidad y la rapidez? ¿Cómo afecta la credibilidad y cómo consigue el receptor de estas informaciones servidas a destajo hacer la digestión sin ruido?

Posted by @os_delgado o @360gradospress

30 octubre, 2017

“Falta mucha pedagogía gastronómica en nuestra sociedad”

30 octubre, 2017|

Rosa Rivas (@gastrorosarivas) ha luchado a lo largo de su carrera periodística, junto a otros colegas, por colocar la gastronomía y el mundo de la cocina en las páginas de los periódicos como parte de la cultura española. Y lo consiguió de la mano de El País. En su trayectoria profesional ha colaborado en RTVE y Canal+, así como en otros medios internacionales como Food Magazine (Suecia), Precious (Japón) o CBS Boston (EE.UU.). Fue galardonada con el Premio Nacional de Gastronomía 2010 y es coautora de Basque, territorio creativo.

¿Qué importancia ha tenido la gastronomía en tu vida?

Siempre he tenido contacto con la gastronomía, pero a nivel profesional ha costado un poco más porque hace 15 años no existía la gastronomía como parte de la cultura en el mundo del periodismo, ni tampoco la difusión de su conocimiento. Pero el tesón tuvo recompensa, ya que trabajé duro junto con otros colegas para lograr que tuviera el lugar que merecía. Como, por ejemplo, en 2007, cuando conseguimos que la gastronomía tuviera su propia sección en El País. También ayudó muchísimo el fenómeno Ferran Adrià y el trabajo de otros grandes chefs.

¿Y cómo se mostraba antes el mundo de la cocina en los medios?

Mi primer contacto con la información gastronómica fue editando recetas de Simone Ortega (autora del su libro 1.080 recetas de cocina, de 1972, uno de los libros más vendidos en España) en El País Semanal. En los noventa la gastronomía no era un hecho cultural, no era noticia y, menos, abría telediarios como ahora. En los 80 solo encontrabas Con las manos en la masa, con Elena Santoja, que fue muy importante, y, después también ha influido como gran divulgador Karlos Arguiñano.

¿Y has dado con personas que te han ‘facilitado’ el trabajo?

A lo largo de mi carrera he conocido a personas maravillosas y muy generosas. Y claro que me han supuesto un apoyo a la hora de trabajar. Tenemos suerte de contar en España con cocineros geniales abiertos a la experimentación y al cabo conocimiento e investigadores que han llevado nuestra gastronomía a la vanguardia.

¿Cuáles son las claves para realizar periodismo gastronómico de calidad en papel y en digital?

La labor de los periodistas gastronómicos es informar y ofrecer datos al público para que conozca lo que hay, no solo incentivarle a que se ponga ciego a comer en los restaurantes a través de las críticas. Hay que saber comunicar. Y comunicar y documentarse mucho. Nunca se deja de aprender en este mundo.

¿Crees que las redes sociales están teniendo una presencia importante para que la sociedad conozca de cerca la cocina y cada uno de sus secretos?

Las redes sociales y los medios digitales ayudan a que las personas coman con los ojos, pero la información tiene que ser la misma que en cualquier otro medio: no puede decaer su calidad para que las personas saquen a través de ellas sus conclusiones, se pongan a cocinar o acudan a restaurantes. Aunque no soy muy partidaria de las críticas: si me gusta un restaurante, me gusta, pero no le voy a decir a un chef lo que tiene que hacer. Un tuit debe acertar y estar bien hecho para no ser un troll. Es algo instantáneo que influye en la gente. Al igual que las fotos, que deben ser muy visuales e informativas, con calidad.

¿Cómo ‘trata’ la sociedad hoy en día a la gastronomía?

Muchas personas la ven como una moda y hay mucha pose en el mundo de la gastronomía, en lo que la gente percibe a través de los medios y de las redes sociales. Y la gastronomía no puede ser una moda; es cultura, conocimiento y productos que hay que aprender y conocer desde sus orígenes. Falta mucha pedagogía gastronómica en nuestra sociedad. En los colegios se debería enseñar nutrición, salud y cocina. Que los niños sepan cocinar.

¿Por qué no debemos dejar de leer Basque. Territorio creativo? ¿Qué ha supuesto la cocina vasca para la gastronomía nacional?

La nueva cocina vasca de finales de los años 70 es el germen de toda nuestra gastronomía vista como hoy en día la vemos. Sus cocineros han enseñado a combinar tradición e innovación, así como a respetar la cocina como se merece. A partir de ahí hubo una evolución y se hizo historia. En cuanto al libro, es muy útil para conocer nuestro pasado, el origen de la vanguardia española, desde el respeto al producto.

Por @casas_castro

La relación de Facebook con las páginas de empresa

25 octubre, 2017|

Hoy se ha conocido una noticia que dará muchos quebraderos de cabeza a las páginas de Facebook: la red social podría retirar las publicaciones del feed de noticias principal. Es decir, los usuarios podrían ver solo los post que provienen de perfiles personales y podría conocer qué publican las empresas o bien con la publicidad que estas pongan o a través de la sección “explorar”.

De momento, esta iniciativa está siendo probada en países pequeños, pero no se descarta que pueda extenderse al resto. Una noticia que ha alarmado considerablemente, pues el número de “me gustas”, alcances e interacciones disminuiría significativamente. Facebook ha lanzado un comunicado en el que asegura: “No existe un plan en la actualidad para implementar el retiro de las publicaciones de las páginas del feed principal, más allá de los países de prueba, ni para hacer que las páginas de Facebook paguen por su distribución en el feed de noticias principal”.

No obstante, la alarma ya ha saltado y nos hace preguntar sobre la relación que Facebook tiene con las páginas de empresa. Estas las creó, de forma muy acertada, para disociar lo que eran los perfiles relacionados con las compañías de los perfiles personales. Y cuando se dieron cuenta del negocio que implicaba, la red social comenzó a apostar firmemente por la publicidad. De esta manera los “me gustas”, el alcance y la interacción se incrementan considerablemente.

Además, la visibilidad de las publicaciones orgánicas de las páginas de empresa es cada vez más reducida tras la introducción de un nuevo algoritmo por parte de Facebook, el edgerank. Este selecciona los contenidos que serán mostrados en el muro de los perfiles personales y se lleva a cabo en detrimento de las fanpages.

De todas formas, el contenido que las páginas de empresa deben subir para no verse obligadas a poner dinero debe ser muy atractivo, con hashtags, imágenes y vídeos que llamen la atención para generar interacción. Una buena fórmula son los concursos, así como realizar retransmisiones en directo.

Pero ¿sabemos qué ROI se obtiene tras hacer Facebook Ads? Tras establecer los objetivos cuantificables que se hayan determinado en la campaña, se puede saber el retorno de inversión en función de los leads que se hayan convertido. Además, si se han hecho varias campañas para públicos diferentes, es más sencillo medir y saber cuál de todas ha tenido un mayor éxito.

Asimismo, hay que tener en cuenta que no se tiene porqué poner publicidad para aparecer, ya que, de momento, las publicaciones de empresa siguen surgiendo en el feed de noticias principal de los usuarios si estos muestran interacción o interés. Un “me gusta” significa que esa persona está interesa en el contenido que se comparte y puede ser un lead que termine en conversión, es decir, que adquiera algún producto o servicio. Todo esto es fácil de monitorizar a través de las estadísticas de Facebook.

Una herramienta fundamental tanto para conocer el ROI es Google Analytics, ya que en su apartado de redes sociales se puede saber con exactitud el tráfico que ha llevado esta red social a la página web y si ha finalizado en una conversión, así como el dinero que ha gastado en función de los objetivos establecidos.

Alicante acoge la I Jornada Fertilidad y Medios de Comunicación

20 octubre, 2017|

Comunicar en el ámbito científico y en materia sanitaria no es tarea sencilla. Los periodistas tienen la labor y responsabilidad de hacerlo de forma rigurosa, sencilla y clara, como con el resto de informaciones pero en esta, en concreto, deben de actuar como interlocutores de un mensaje muy especializado dirigido a una audiencia generalista. Porque los medios digitales se han convertido probablemente en la primera fuente de información para la sociedad.

Los profesionales son conscientes de su papel como transmisores de información veraz y contrastada y abogan por concienciar a la sociedad sobre la importancia de estar bien informados sobre un tema que genera alarma social como la salud, en general, y la sexual y reproductiva, en particular. Esta es la base de I Jornada sobre Fertilidad y Medios de Comunicación celebrada el jueves, 18 de octubre, en la sede de UGT de Alicante, organizada con la colaboración de la clínica de fertilidad Accuna, la Asociación de Medios Digitales de la Comunitat Valenciana (AmdComVal) y la UGT Alicante.

José Belchí, representante en Alicante de la AmdComVal, abrió el debate incidiendo en la  importancia de comunicar de forma veraz sobre estas cuestiones, ya que cada vez hay un mayor número de noticias confusas publicadas en plataformas sin especializar que confunden a los internautas. La responsable de comunicación del Instituto de Investigación Sanitario La Fe, Anna Juan, aseguró que ante este hecho “hay que aplicar la máxima del periodismo, contar con fuentes oficiales y hacer públicas noticias contrastadas y objetivas”. La experta en periodismo de salud manifestó que para “evitar las prácticas nocivas y titulares engañosos, que podemos hallar en Internet y rozan la estafa, es conveniente que periodistas e investigadores denuncien a estas plataformas con el fin de que se censuren dichas informaciones”.

Al hilo de esta cuestión, Pino Alberola, redactora en Diario Información, explicó que la mejor fórmula para hacer frente a los bulos es “seguir a los usuarios prescriptores en materia sanitaria, el autocontrol de los periodistas, consultar a profesionales de sanidad, así como publicar piezas informativas específicas para contrarrestar las noticias que no son verídicas. Debemos de convertirnos en fuentes oficiales para la sociedad, facilitando información directa, veraz y contrastada”, añadió.

Javier Ruíz, vicepresidente de la AmdComVal, refutó esta afirmación y explicó que “hay que aprender a filtrar los contenidos, bajo unos parámetros de rigor, ya que normalmente los usuarios tienden a quedarse con las diez primeras búsquedas de Google y no necesariamente son las más acertadas”.

La autora alicantina del blog Cuestión de Madres, Maite Barragán, comentó también que es necesario incidir en la diferencia entre un blog y un medio de comunicación, “porque las bitácoras son espacios personales donde compartir experiencias, pero no se pueden considerar fuentes oficiales, ya que los que estamos detrás no somos perfiles expertos”. Y, añadió, “en la blogosfera maternal se encuentran testimonios, vivencias y mucho apoyo en otros usuarios que están pasando por lo mismo pero no somos especialistas en salud. Sin embargo, cuando escribimos de temas específicos citamos los artículos consultados o ponemos los enlaces de las fuentes documentales para dejar constancia de su credibilidad”.

Por su parte, Yolanda Díaz, secretaria de Igualdad de la UGT en l Álacantí La Marina, que dijo estar especialmente sensibilizada con el tema, destacó “la necesidad de que las organizaciones colaboren con los medios de comunicación para ofrecer información de calidad”. Asimismo, señaló la función informativa de las clínicas privadas y los centros de reproducción asistida que nutren sus blogs con “contenidos interesantes y contrastables” como, por ejemplo, las posibles soluciones para lograr la maternidad en caso de padecer un cáncer. “Cuando me enteré fui a una clínica para que me preservaran los óvulos, porque de no ser por la ciencia ahora no podría ser madre”, declaró Yolanda Díaz.

“El periodismo siempre ha llevado implícita la lucha”

16 octubre, 2017|

El periodismo vive momentos difíciles a causa de la pérdida de confianza por parte de muchos lectores y televidentes hacia algunos grandes medios y por la precaria situación que viven muchos profesionales. O al menos eso es lo que se les cuenta a los estudiantes en las aulas. Que es cierto, pero que no funciona como tope desilusionante para algunos de ellos, que cuando finalizan sus estudios deciden tomar las riendas de su trabajo y emprender.

Dos de ellas, Esther Molina (@E_Molina_) y Ana Sepúlveda (@Ana_SepulvedaG), lo han hecho, pasados algunos años en los que han adquirido bagaje profesional en prensa, televisión y radio, con Wildcom.es, agencia de comunicación a través de la que tratan de dar visibilidad a proyectos innovadores y de contar historias inspiradoras de gente real.

¿Qué os atraía del mundo del periodismo cuando decidisteis estudiar la carrera?

Esther: Siempre he tenido claro que me dedicaría a la comunicación. De niña quería ser escritora. Hay actitudes y aptitudes que se muestran desde que eres muy pequeño y a ti te sirven para definir, cuando tienes uso de razón, a qué querrías dedicarte. Veía los informativos en televisión o escuchaba la radio en el coche de mis padres mientras iba al colegio y siempre pensaba “me gustaría contarlo estando aquí, allí.”. Periodismo es vocación; nos atrae todo.

Ana: Lo que más me atraía cuando elegí la carrera era la idea utópica del periodismo en búsqueda constante de la verdad. Encontrar historias humanas, reales, y poder transmitirlas. También la forma de trabajar en la redacción con la adrenalina y los nervios de las noticias de última hora.

¿Cómo consideráis que está actualmente el panorama de la profesión en nuestro país?

A grandes rasgos está mal. El trabajo de periodista, por desgracia, es muy precario y está infravalorado. Además, la información está muy supeditada a intereses comerciales o políticos. Por suerte, sigue habiendo grandes profesionales que pelean porque cambie el paradigma y dan la cara a pesar de las complicaciones. Al final el periodismo siempre ha llevado implícita la lucha. Como en cualquier sector, hay personas que hacen muy bien su trabajo y otras que no. El factor principal es que nuestra profesión es pública y solo tiene sentido cuando se expone a los demás. Es nuestra responsabilidad volver a generar confianza en aquellos a los que nos dirigimos.

¿Consideráis poco recomendable para un periodista mantenerse durante años en un solo medio y que es mejor ir rotando y cogiendo experiencia? ¿Por qué?

E: Siendo realistas, ojalá se dieran las circunstancias en que cada periodista pudiera decidir, hoy en día, en cuántos medios quiere estar a lo largo de su vida. Para la gran mayoría de compañeros eso no es posible. También creo que va con el carácter y la personalidad de cada uno. Personalmente me gusta tener en la cabeza la sensación “todoterreno” que me permite seguir aprendiendo y mantener la mente abierta a nuevos retos.

A: Creo que cada uno, dependiendo de las circunstancias, debe elegir qué es lo que más le conviene. En mi caso, he pasado por diferentes medios (prensa, radio o tv) y he aprendido mucho de cada uno de ellos. Eso te ayuda a decidir qué quieres y te muestra en qué trabajo te sientes más cómodo.

¿Por qué os decidisteis a emprender, a pesar de trabajar en diversos medios de radio, prensa y televisión? ¿Asustó en algún momento?

Nosotras somos, primero, periodistas y lo cierto es que la creación de Wildcom.es ha surgido de forma muy natural. Trabajábamos muy de cerca con emprendedores, startups y proyectos innovadores y percibíamos los errores que cometían a la hora de comunicar sus ideas, así como la desactualización en el “modus operandi” de un buen número de agencias, que, si no permaneces “activo”, en las redacciones, inevitablemente no detectas. Nos daba mucha rabia. Comenzamos dando formación en materia de comunicación y, poco a poco, fueron surgiendo los primeros proyectos. Nunca asustó. Al contrario, siempre lo vimos y lo vivimos todos los días como algo emocionante.

¿Qué objetivos os ponéis con Wildcom.es?

Uno de nuestros objetivos principales es dar visibilidad a proyectos innovadores y seguir contando historias inspiradoras de gente real, mostrar que estamos rodeados de talento siendo un intermediario honesto y efectivo entre la innovación y los medios. En este sentido, no nos gusta hacer perder el tiempo a nadie, porque nosotras tampoco disponemos de él. Si toca a nuestra puerta un proyecto que creemos que no es “noticiable” o que no va a tener la repercusión que su creador espera (aquí entran en juego muchos factores), preferimos ser muy directas, redirigir a otros compañeros y centrar nuestro foco y energías en otra dirección. Creemos firmemente que, si un equipo decide confiar en nosotras para contar al mundo lo que está haciendo, debe dejarnos trabajar. Tiene que escuchar, estar atento y entender que merece la pena conseguir objetivos de comunicación que no se pierdan en el tiempo por querer hacer las cosas rápido. Ya lo dice nuestro lema: “go far, not fast”.

Por @casas_castro

La prensa tradicional en el abismo: posibles soluciones

13 octubre, 2017|

No es ninguna novedad. Que los diarios se encuentran al borde del precipicio hace tiempo que se viene afirmando, pero siempre con un halo de esperanza, de que el Periodismo puede resurgir de sus cecinas. Este optimismo se ensombrece cada vez que salen nuevos datos que nos vienen a decir que el abismo está más cerca que nunca.

Los datos auditados por la OJD de este verano indican que los seis principales periódicos nacionales vendieron 324.083 diarios en julio, lo que representa una caída del 14,3% interanual, mientras que en agosto fueron 316.288 ejemplares, si bien es cierto que este es el mes que menos prensa se consume. Lo que sucede es que se encuentra en mínimos históricos.

Así pues, El País, El Mundo, ABC, La Razón, La Vanguardia y el Periódico aglutinaron, todos ellos, menos ejemplares que los vendidos solo por El País en mayo de 2007, cuando fueron 344.412, según ha informado El Español. La crisis es más que evidente, aunque hace tiempo que se viene alertando de la misma.

Los nuevos medios digitales, así como el avance de las nuevas tecnologías son el origen de los problemas que arrastra la prensa diaria, pues no han sabido o no quisieron en su día adaptarse a los cambios estructurales que estaban acaeciendo. A ello se suma la politización de la prensa, lo que acarrea una disminución de su credibilidad. En este sentido, cuando se conozcan los datos de la OJD de septiembre y octubre con motivo del ‘procés’ catalán se podrá conocer si ha habido un resurgimiento por el interés informativo o, en cambio, la polarización ha hecho que se hundan aún más.

Ante este escenario, las soluciones tienen que ser rápidas, ya que en unos años podríamos certificar de muerte la prensa tradicional. Y, todo ello, pasa por lo digital en consonancia con lo online. El modelo de referencia es el Washington Post, que ha superado el millón de suscriptores, mientras que el New York Times acumula 2,3 millones. La clave se encuentra en los milennials, pues están acostumbrados a pagar por aquellos productos online de calidad, un público muy descuidado por la prensa española.

Los medios de comunicación deben de ser conscientes de que el papel se difumina y que la importancia de los contenidos se encuentra ahora en Internet y en la noticia en directo que se muestra en las redes sociales. De hecho, Reuters lanzó un informe que pide a las redacciones replantearse el peso del papel para optar por publicar sus contenidos de calidad en la página web vía suscripción.

Asimismo, esto supone una nueva mirada a la publicidad, ya que esta no para de caer y caer en los medios impresos. Google y las redes sociales han incrementado exponencialmente los ingresos publicitarios, ¿por qué no apostar firmemente por esos formatos? Llega a más público y este puede estar dispuesto a pagar por los informaciones preparadas por profesionales.

Todo esto supone que el modelo de negocio de las prensa tradicional debe ser modificado. Así lo aseguro, además, el director de El País, Antonio Caño, durante la celebración del aniversario del diario portugués Público donde aseguró ue el Periodismo “está seriamente amenazado”. Indicó también que hay que ir a buscar a los lectores pues, “ya no vienen a los quioscos, hay que buscarlos donde están, sea Facebook o Instagram”. Ello pasa también por pensar cuál es el papel profesional del periodista con el fin de darle el valor que se merece y que la sociedad lo perciba como un actor fundamental.

Los periódicos y su vertiente digital deben también de adaptarse a los nuevos formatos que los usuarios de la web 2.0 están imponiendo, desde los vídeos verticales y cortos, el seguimiento minuto a minuto de un evento (‘live blogs’) o las newsletter para suscriptores y para aquellas personas que se han inscrito en el feed para seguir las noticias.

Ante este panorama tan desolador para los diarios, la frase “reinvertarse o morir” cobra más sentido que nunca. Ya no están al borde del precipicio, se hallan cayendo por el abismo, y si no se adoptan soluciones rápidamente veremos la prensa en papel solo durante el fin de semana o, simplemente, no la veremos.

Cobertura especial informativa de Fruit Attraction 2017

11 octubre, 2017|

La agencia de comunicación Soma Comunicación realizará por sexto año consecutivo una cobertura especial informativa de la feria de referencia del sector agroalimentario, Fruit Attraction. Entre los días 18 y 20 de octubre, estará a pie de certamen para dar cuenta de los titulares más frescos de la actualidad hortofrutícola y de las tendencias que marcará el mercado en Europa en los próximos meses.

¿Hacia dónde avanza la producción agraria en el contexto actual de carestía de agua y qué soluciones ofrece el sector para paliar las dificultades derivadas de la sequía? ¿Cuáles son las principales novedades con las que llega el mercado hortofrutícola al salón de referencia? ¿Qué titulares serán los más noticiables de Fruit Attraction 2017? Para empezar, la feria se consolida en el calendario europeo agroalimentario, algo palpable en las cifras que acompañan a la cita organizada por Ifema y Fepex en los pabellones 5, 6, 7, 8, 9 y 10 de la Feria de Madrid y que para la edición de este año prevén sumar más de 1.500 empresas. Precisamente, la Feria Internacional del Sector de Frutas y Hortalizas aglutina las principales novedades con las que las firmas afrontan la exportación de productos del campo en los mercados europeos y extracomunitarios. De hecho, se espera la presencia de más de 110 países y de 60.000 visitantes profesionales.

Soma Comunicación afronta esta nueva edición mediante la cobertura de los hitos informativos de sus clientes en el certamen, entre los que destacan los vinculados a la naranja, el brócoli, la lechuga o la alcachofa, entre otros, y aprovechará para difundir en sus canales habituales, como 360 Grados Press y otros blogs de información especializada, la actualidad diaria del certamen. Así, la agencia de servicios periodísticos realizará entrevistas a pie de campo en multiplataforma, aprovechando el potencial de las redes sociales y su creciente arraigo entre las empresas hortofrutícolas. También difundirá contenidos audiovisuales y agendará coberturas bajo demanda para convertir en noticia los titulares derivados de la presencia de empresas en esta feria.

Las firmas interesadas en ampliar la repercusión de su presencia en el certamen, pueden hacerlo directamente a través de la agencia o en el teléfono +34 961329801.

Egipto y la difusión de información LGTBI

6 octubre, 2017|

Hace unos días las autoridades de Egipto informaron a la ciudadanía con un comunicado sobre la nueva orden instaurada por el régimen estatal. Una ley que prohíbe de forma taxativa ofrecer cualquier tipo de apoyo a la comunidad LGTBI desde los medios de comunicación.

 El Consejo Supremo calificó la homosexualidad como una “enfermedad vergonzosa” que no debe ser difundida mediáticamente salvo que los homosexuales aparezcan para “arrepentirse de su condición sexual”. Una ordenanza que deja de manifiesto una ideología homofoba que atenta contra la libertad de expresión y con los derechos humanos. Así pues, Egipto retrocede en el tiempo algo más de seis años cuando el país entero se levantó para acoger una revolución en sus calles y se lanzó contra la dictadura de Mubarak.

 No obstante, los hechos acontecidos revelan que la primavera árabe ha concluido y que Egipto ha suspendido en la asignatura los Derechos Humanos, promoviendo el cercenamiento de la libertad de las personas. Como en Egipto la homosexualidad no está tipificada como un delito en su código penal, el organismo gubernamental ha utilizado su legislación para castigar a toda persona homosexual en el país, y no sólo a quien haya nacido allí, mediante pretextos de que han cometido actos de “libertinaje”, “inmoralidad” o “desprecio a la religión”.

 La aprobación de esta norma no sólo censura la libertad para informar de los medios de comunicación sino que además atenta contra los derechos de millones de personas. El pasado domingo las autoridades detuvieron a varias personas durante un concierto del grupo libanés Mashrou’ Leila por enarbolar banderas LGTB. Por el momento, ya han detenido a 15 personas que se enfrentan a cargos de “depravación”. Y no han sido las únicas, otras siete personas fueron retenidas durante el mismo periodo por compartir imágenes en las que se les veía ondeando la bandera del arcoíris, símbolo del colectivo LGBTI.