¿Es el blog de una empresa un canal de ventas?

¿Es el blog de una empresa un canal de ventas?

El blog de empresa es la mejor herramienta con la que cuenta, sobre todo los e-commerce, para poder crear contenido de calidad sobre sus productos o el sector en el que trabajen. Sin embargo, una duda que suelen tener las compañías radica en si el blog de empresa debe ser un mero canal de venta. La respuesta es negativa y ahora veremos los motivos.

Enrique Dans señala en un artículo que el blog de empresa “no parece el canal más adecuado para desarrollar procesos de venta. Lo es de cara a desarrollar materiales explicativos, anunciar novedades, desarrollar comunidades de usuarios, etc. que posteriormente puedan convertirse en una herramienta de prescripción adecuada”. De hecho, el experto en marketing recomienda hacer la actividad de venta fuera del blog como tal.

Esta plataforma sirve, entre otras cosas, para posicionar a la compañía en Google, pues el buscador premia aquel contenido de calidad y único. De esta manera, un blog recibe más visitas que si tratara de un canal de ventas más, ayudando a incrementar el tráfico hacia la página web de forma natural y sin resultar invasivo al lector. Además de redactar una publicación con calidad, el blog ayuda a la reputación de la marca, ya que puede realizar entrevistas, por ejemplo, a influencers que luego dinamizarían en sus propias redes. También puede convertirse en referencia en el sector por sus consejos, tutoriales, comentarios, recomendaciones, etc.

Si un blog se estructura con muchas llamadas a la acción para la compra o muchos banners publicitarios, lo único que se consigue es que el lector o posible cliente huya. En lugar de ofrecerle un espacio en el que puede recibir información de un experto, se le está incitando a la compra de forma permanente, por lo que el contenido acaba careciendo de credibilidad alguna. Dentro del blog puede haber enlaces a los productos de la web, bien en el texto o en las imágenes, por ejemplo, pero el contenido promocional de forma agresiva puede acarrear una espantada de los usuarios.

Asimismo, gracias a la versatilidad del blog, las posibilidades creativas para desarrollar una buena estrategia de marketing de contenidos son muchas. Hay que tener en cuenta que a la hora de redactarlo, hay que seguir las pautas del SEO para posicionar, si bien es cierto que Google lo que más está premiando es la calidad y la originalidad del contenido. Para atraer lectores, tanto la temática como el titular deben ser de interés y, en el texto, se debe reforzar las mensajes de la marca, siempre sin agobiar. Lo ideal es escribirlo como se hace con las noticias, en forma de pirámide invertida, con lo más destacado al principio.

Por todo ello, como un espacio de calidad, buen hacer y reputación, el blog no debe ser un canal de ventas al uso. Puede ayudar a llevar tráfico a la web, a que se realicen algunas compras, pero, sobre todo, los clientes ven que la empresa ofrece un valor añadido. Echad un vistazo a Cooking Ideas de Vodafone, es todo un ejemplo de lo que estamos comentado. Aunque incluye post relacionados con la compañía, estos están muy bien trabajados y sin resultar nada invasivos.

2018-05-24T22:51:06+00:00 30 abril, 2018|Blog, Destacado|0 Comments

Leave A Comment

nueve + 10 =