FOT01_271007_1534_00003

4 básicos de fotografía electoral

En plena campaña electoral en España, con las elecciones municipales y autonómicas del próximo 24 de mayo acaparando los titulares de la prensa escrita y las cabeceras informativas de radio y televisión, pocos son los que reparan en cómo se realizan las fotografías que salpican las calles de nuestras ciudades, las de las vallas y carteles de los candidatos locales o regionales. ¿Cómo se llega al resultado que todos vemos? ¿Hay dosis de improvisación o se mide hasta el último detalle? Recurrimos a nuestra fotógrafa de cabecera, Marga Ferrer, quien comparte los 4 básicos de fotografía electoral a tener en cuenta para retratar candidatos:

1. Vestuario. Como estas elecciones son a finales de mayo, para no crear sensación de agobio, se descartan las prendas de invierno tales como bufandas o jerseys de cuello alto. Las prendas perfectas son las blusas o las camisas. También las americanas. Respecto a la corbata, ¿sí o no? La elección habrá de tener en cuanta una premisa básica: nunca modificar la personalidad y el estilo de la persona.

2. Sobre los colores. Son aptos todos. Es importante que el candidato se sienta favorecido. En cualquier caso, descarto las decoraciones sobrecargadas (dibujos de tamaño grande lunares, flores y rayas), ya que distraen a la vista lo más importante: la mirada y el gesto de la persona. Mejor colores lisos o estampados (lunares, rayas y flores) discretos. Tejidos que no arruguen mucho. El lino es fabuloso pero en las fotos no queda bien.

3. Maquillaje. Al trabajar con flashes de estudio, y aunque las fotos se impriman pequeñas, se ven todas las imperfecciones de piel. De ahí que sea muy importante el maquillaje, especialmente para los que tienen pieles grasas o tendencia a sudar. En el caso de los hombres (suelen no tener la costumbre de maquillarse) bastaría un poco de polvos (son secantes) o papeles secantes. Para las ojeras, no queda otra que maquillar.

4. Photoshop. El retoque hace milagros pero también puede jugar malas pasadas. Antes que dejar todo en manos del comodín del Photoshop, es preferible llegar a la sesión de fotos descansado y recurrir a peinados discretos. Siempre sin modificar la personalidad. Como solemos estar siempre, pero especialmente peinados. Es decir, guapos y discretos. Fieles a nuestro estilo. sutilmente peinados y maquillados.

Las coberturas fotoperiodísticas para empresas

la foto copia 4Es importante emplear el sufijo «–periodísticas» cuando se aborda el concepto de cobertura fotográfica para una empresa, institución, evento o de cualquier otro perfil que persiga obtener cierta repercusión en los medios de comunicación, ya sea en su representación tradicional o en su versión digital.

Vivimos tiempos de creación, difusión y dinamización de contenido de calidad solapado a las marcas, que han visto el potencial que presenta este aporte comunicativo dentro de sus estrategias de martketing y comunicación. En este sentido, las firmas trabajan con mucho afán los eslóganes, la imagen corporativa, los procedimientos, los objetivos, las cifras, los mensajes a proyectar a los MMCC… y habitualmente discriminan en toda esa cadena a la fotografía estrictamente informativa, más allá de las que contempla un catálogo promocional al uso o una colección de instantáneas más o menos impactantes para utilizar en sus canales corporativos y en la página web.

El eslabón que nunca ha de faltar en esa cadena de prioridades de marca, de comunicación de valores informativos y de potencialidades puestas en valor en relación a un ámbito geográfico, de influencia o potencial respecto a la competencia,  pasa por la fotografía periodística de calidad. Porque más tarde o más temprano, sobre todo si el equipo de comunicación mantiene una relación fluida con los MMCC, los soportes informativos requerirán material ‘publicable’. Un perfil fotográfico que ha de reunir unos aspectos técnicos, una vocación informativa, una calidad o un encuadre que sólo saben proyectar los fotoperiodistas familiarizados con dichas rutinas.

Nueva edición de ‘Fragments d’un Any’

La Unió de Periodistes Valencians presenta del 5 de marzo al 1 de mayo una nueva edición de ‘Fragments d’un Any‘, la muestra de instantáneas que cada año recopila los mejores trabajos de fotoperiodistas valencianos.

En esta edición, y por segundo año consecutivo, Marga Ferrer, jefa de fotografíía de Soma Comunicación ha coordinado los trabajos de selección de las instantáneas expuestas junto a Biel Aliño y Kai Försterling. Tres nombres que se suman a 14 reporteros gráficos más (Miguel Lorenzo,  José Cuellar, Germán Caballero, Eva Mañez,  Juan Carlos Cárdenas, Pablo Garrigós, Miguel Angel Montesinos, Alberto Sáiz,  Jesús Ciscar, El Flaco, Aitor Alcalde,  Miguel Angel Polo, Irene Marsilla y Rober Solsona), que han aportado parte de su producción para ilustrar desde su óptica personal los hechos más destacados del año 2012.

El catálogo de la exposición ha sido diseñado por Menta y Estudio Paco Mora.

Fotoperiodistas en tiempos de dispositivos móviles e Instagram

_FM_6728La celebración el pasado miércoles 12 de diciembre de las V Jornadas de Periodismo Digital del Oimed (Observatorio de Investigaciones de Medios Digitales) incluyó en su programa una mesa de fotoperiodistas en tiempos de Instagram, que contó con la participación de Vicent Bosch (@bybosch), Marga Ferrer (@Marga_Ferrer), Biel Aliño (@bieluno) y José Luis Pindado (@pindator). Los cuatro ofrecieron puntos de vista acerca de cómo ha afectado la generalización del uso de dispositivos móviles y de las redes sociales en su trabajo de reporteros gráficos.

Todos coincidieron en señalar la importancia de diferenciar entre el perfil de fotógrafo y el de fotoperiodista para distinguir mejor entre las fotografías que reflejan la actualidad periodística y las que responden a un afán artístico, como pueden contener aplicaciones del perfil de Instagram, que Bosch y Pindado se apresuraron a calificar como “un ‘juguetito’ divertido más que una herramienta fotoperiodística en sí misma”.

Con todo, las cámaras réflex que utilizan los fotoperiodistas se han actualizado técnicamente para no perder la inmediatez que requiere la difusión digital de las informaciones que comparten de forma autónoma/freelance o para los medios de comunicación. Gracias a tarjetas de almacenamiento wi-fi y a las aplicaciones para smartphones vinculadas a éstas, la tarea de edición y difusión del reportero gráfico ha podido ser compensada para competir desde su profesionalidad con la inmediatez de las personas que difunden fotografías con mayor o menor carga periodística a través de las aplicaciones sociales.

Son tiempos en los que “se valora más la disponibilidad e inmediatez del fotoperiodista que la calidad de sus fotografías”, apuntó Biel Aliño. Y, a pesar de la innovación, Marga Ferrer defendió la necesidad de que “se mantenga la complicidad entre el redactor y el fotógrafo del medio de comunicación para hacer el mejor trabajo en equipo”, desde un enfoque y un encuadre coincidientes.

Enlace relacionado:
La reputación del fotógrafo de prensa en las redes sociales
Text and photo by Soma Comunicación

Fotoperiodistas: testigos accidentales del Social Media

El fotógrafo de prensa siempre ha sido testigo accidental y presencial del acontecer periodístico. Y lo sigue siendo en tiempos de transición de formatos, de asimilación de nuevos lenguajes audiovisuales y de soportes de imágenes estáticas y en movimiento. Porque el fotoperiodista está inmerso en un cambio de identidad que le obliga a una adaptación silenciosa a los nuevos conceptos de información vinculados al periodismo digital, por un lado; y a los hábitos de lectura o de seguimiento de la actualidad de la audiencia, por otro.

En paralelo, los fotoperiodistas también han comenzado a desembarcar en las redes sociales con más o menos fluidez, con las incertidumbres de cómo compartir escrupulosamente una producción fotográfica bajo la inmediatez que siempre requiere su trabajo sin mermar la calidad que los identifica y que los diferencia del resto de personas que toman fotografías. Un aspecto difícil de asimilar, un encuadre incómodo que afrontan los fotógrafos de prensa al cabalgar entre conceptos que abarcan la inmediatez, la calidad, el corporativismo, la primicia, la exclusiva… ¿Cómo equilibrar todos estos frentes y a cuál atender prioritariamente?

Los equipos con los que trabajan no tardarán en incorporar, al igual que ya lo han hecho con la posibilidad de grabar vídeo, alguna aplicación que les permita compartir al instante su producción en los ámbitos 2.0; sin que para ello tengan que descargar previamente su trabajo en un terminal o recurrir forzosamente a la foto tomada con un smartphone para dar testimonio gráfico de algún hecho noticiable.

Son tiempos de cambios, pues, y de asimilación de nuevas rutinas para los fotógrafos de prensa. La puerta está abierta para estos testigos accidentales de excepción, coleccionistas de la historia gráfica de nuestras vidas, también de la era global y del Social Media.

Enlaces relacionados:
La reputación del fotógrafo de prensa en las redes sociales
Formación herramientas periodísticas 2.0

Un trabajo fotográfico para chuparse los dedos

El Anuario de la Cocina de la Comunitat Valenciana 2012 se presentó el pasado lunes 14 de noviembre en Valencia en un acto celebrado en el Hotel Las Arenas al que asistieron, invitados por Antonio Vergara (maestro de ceremonias y autor de la guía editada por Editorial Prensa Valenciana), numerosos referentes de la gastronomía española y al que dio cobertura Soma Comunicación.

Precisamente, la artífice de la coordinación fotográfica de esta obra de referencia para el sector de la restauración ha sido Marga Ferrer, jefa de fotografía de la agencia de servicios periodísticos de las lunas, que durante seis meses se encargó de retratar a los protagonistas de los fogones y de los productos gourmet contenidos en la guía y de orquestar al resto del equipo para que la cara fotográfica luciera con su sello característico en el libro.

Rutinas periodísticas de verano (y III). Fotoperiodistas

Los fotógrafos de prensa acumulan en verano más estrés que el resto del año, por la carestía de coberturas, por la indefinición de temas de agenda y por los sobresaltos relacionados con la actualidad de sucesos e incendios. La oficialidad de las ruedas de prensa, el periodo de sesiones aparcado en las asambleas legislativas o el poco ajetreo de la actualidad que principal (y desgraciadamente) viste los periódicos condicionan el trabajo veraniego de los fotoperiodistas. Unos profesionales que además se ven obligados a tirar de imaginación informativa para captar instantáneas que den pie a construir un tema en torno a ellas.

Asimismo, las plantillas de los medios de comunicación quedan mermadas en periodo estival por los turnos vacacionales que se distribuyen en la redacción, lo que habitualmente deja sólo a uno o a dos fotoperiodistas frente a la improvisación noticiable señalada. Todo ello aderezado con las altas temperaturas (el fotógrafo trabaja en la calle con el acarreo de unos cuantos kilos de peso todo el día, el de su equipo) y con las pocas ganas de colaboración que habitualmente encuentran cuando dan cobertura a noticias desagradables, de las que suelen salir entre insultos y reproches.

El mejor desenlace que puede encontrar el fotoperiodista a estas rutinas de verano pasa por la obtención de una buena instantánea, de una exclusiva fotográfica o de un encuadre convertido en portada. Imaginación al poder, y en verano más que nunca, también en la vertiente fotográfica de la profesión periodística. Por suerte, en agosto vuelve el fútbol…

photo by @Marga Ferrer

 

Otras entradas del blog de la agencia de servicios periodísticos Soma Comunicación:
Rutinas periodísticas de verano (II). La radio

Rutinas periodísticas de verano (I). Ibiza

A pie de campo

Mónica Paredes nos envía esta foto en la que vemos a la jefa de Fotografía de Soma Comunicación, Marga Ferrer, en plena cobertura de una de las ‘mascletàs’ celebradas hace un mes en Valencia (España) con motivo de las Fallas 2011. Una forma gráfica de poner una sonrisa en esta sección, más allá de los contenidos informativos que ofrecemos habitualmente.

Recordad que también podéis seguir la actualidad que genera nuestra agencia de servicios periodísticos a través de los canales habituales: el semanario digital 360gradospress, el blog de Soma Comunicación, Twitter, Facebook, Foursquare… Os esperamos.

La reputación online del fotoperiodista

¿Cómo afecta a la reputación de un fotógrafo de prensa compartir fotos en las redes sociales que han sido captadas desde un smartphone o dispositivo móvil?, ¿dónde guarda el equipo profesional el fotoperiodista que quiere compartir en su cuenta de Twitter la foto que ha sacado en el desempeño cotidiano de su tarea?, ¿puede condicionar la percepción profesional que de él tengan sus seguidores?

Las preguntas planteadas encontrarán respuestas distintas en función de la experiencia de cada cual pero, a buen seguro, a ellas se habrán enfrentado los fotoperiodistas usuarios de las redes sociales en más de una ocasión. Por un lado, el instinto informativo que caracteriza su trabajo a la hora de retratar un hecho noticiable en forma de foto les obligaría a recurrir a cualquier soporte que tuvieran a su alcance para inmortalizar un momento. Pero, por otro lado, ¿qué debe primar?, ¿la oportunidad o la calidad fotográfica que han defendido tradicionalmente en su trayectoria?

Es complicado responder a las incógnitas a las que se enfrentan los fotoperiodistas en la era digital. A la de compartir en Twitter una foto sacada desde la Blackberry o desde el iPhone, se podría responder con algo similar a que la noticia se ha de quedar por encima de la reputación del fotógrafo, por lo que podría verse con buenos ojos por parte de los usuarios; quizás algo distinto ocurriría si el fotógrafo profesional colgara indiscriminadamente instantáneas captadas desde dispositivos móviles vinculadas a su ámbito de ocio, en ese caso su reputación online como fotógrafo de prensa podría verse erosionada.

Pero, como indicamos, no se trata aquí de sentar cátedra respecto a cómo percibe el dospuntocero la presencia de los fotoperiodistas en las redes sociales, sino de propiciar un debate a partir de este post que permita establecer los parámetros desde los que ofrecer una valoración más ajustada de la realidad.

Enlaces relacionados:

Fotoperiodismo de altura

Los cinco básicos del fotoperiodismo[/fusion_builder_column][/fusion_builder_row][/fusion_builder_container]

Copyright 2019 SOMACOMUNICACIÓN ©  Todos los derechos reservados.