Contacte con el equipo de Soma Comunicación (+34) 961 329 801|soma@somacomunicacion.com

Ibiza

23 febrero, 2017

La fotografía gastronómica en Ibiza

23 febrero, 2017|

La pitiusa mayor esconde otra gran fortaleza sumada a las ya de por sí conocidas por los turistas que cada año la visitan. Se trata de su cocina autóctona y de la riqueza que esconde al combinar tierra con Mediterráneo. Materia prima con tradición. Sabores propios apoyados en la cocina mediterránea y en la transmisión generacional de recetas. La fotografía gastronómica en Ibiza es, por tanto, un recurso necesario para hacer justicia a los platos que la definen. ¿Qué encuadre ponemos?

Platos principales como el arroz de matanzas, bullit o el guisat de peix; y dulces y postres como las orelletes, la salsa de Nadal, los bunyols o el flaó pagès son solo algunas de las sugerencias que abarca la singularidad culinaria de la isla. Propuestas que requieren ser retratadas con la justicia del ingrediente que utilizan. En este sentido, “es importante tener en cuenta que son platos poco estéticos para la foto y que requieren un maquillaje para realzar la materia prima”, explica Marga Ferrer, jefa de fotografía de Soma Comunicación especializada en fotografía gastronómica. Así, un arroz de matanzas, por ejemplo, tendrá un maquillaje específico para que el protagonista no sea el tono amarillo; “es necesario separar el ingrediente para proyectar todo el esplendor de esta receta única”, subraya.

Lo mismo ocurre con el bullit de peix. “Este plato suele incorporar la rotja, un pescado de color rojizo que si no lo maquillamos, en términos fotográficos, aparecerá deslucido en la fotografía. Es por ello muy importante tener la base cocinada pero que los pescados que protagonizan la receta lo estén mínimamente para hacer justicia al plato”. La disposición de los elementos del plato para la foto y la presentación de los mismos, forman una de las claves a tener en cuenta en la fotografía gastronómica. Porque, como subraya Ferrer, “la instantánea tiene que recoger mucho más que el plato cocinado en su totalidad; más bien representar la esencia del mismo, sus tonalidades, la armonía de la conjunción de los ingredientes y la presentación en la mesa”.

Un menú ibicenco exquisito, pues, pero a priori poco estético para la foto que no atienda las pautas aquí esbozadas. Y, como el mejor testigo siempre es la imagen, la exquisitez y singularidad de los platos ibicencos las conseguiremos explicar a través de la imagen siempre que apliquemos la técnica, el contexto, la luz y el tiempo necesarios para hacer una composición justa que, en definitiva, comunique su buen sabor y su fortaleza gastronómica.

*La ibicenca Marga Ferrer es fotoperiodista, fotógrafa editorial y gastronómica.

28 julio, 2016

Ibiza saca músculo natural en la ‘Birdfair’

28 julio, 2016|

La feria Birdfair, especializada en ornitología, se celebra del 19 al 21 de agosto en su lugar habitual: la reserva natural de Rutland (Inglaterra). Este año cumple la 28ª edición con una amplia oferta de expositores, más de 400, que van desde sociedades de protección de aves, organizadores de viajes de naturaleza, empresas de material técnico u organismos oficiales de turismo de todo el mundo, entre los que estará Ibiza por primera vez un stand en esta feria.

Gracias a su situación estratégica dentro de las rutas migratorias de aves y a su gran biodiversidad, la pitiusa mayor suma hasta 25 puntos de interés ornitológico repartidos por toda la isla, como la zona de Cap des Falcó, al sur; Es Amunts, al norte; la zona del río de Santa Eulària, al este; o el Plá de Corona, al oeste. En fechas importantes para la migración como la primavera y el otoño es posible avistar en la isla más de 200 especies diferentes como el halcón de Eleonora, halcón Peregrino, cormoranes, currucas, flamencos, garcetas, etc.

Otro de los puntos fuertes de esta Ibiza natural es el Parque Natural de Ses Salines, un gran ejemplo de la rica biodiversidad del Mediterráneo. Acoge poblaciones de aves acuáticas y marinas nidificantes, hibernantes y migrantes, además de un importante número de especies de flora y fauna endémicas de las Islas Baleares. En el Parque Natural han sido censadas unas 210 especies de aves: acuáticas, como los flamencos, la cigüeñuela común o el chorlitejo patinegro; y marinas, como la gaviota de Audoin y la pardela balear.

El medio marino representa aproximdamente el 85% del territorio del parque y se caracteriza por la importancia ecológica de las praderas submarinas de posidonia oceánica (declaradas Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1999). En el ámbito terrestre, están representados los pinares mediterráneos, los sabinares costeros, los salicorniares y la vegetación halófila que rodea los estanques, los sistemas dunares y la vegetación litoral de los acantilados. Ses Salines cuenta con un centro de interpretación, inaugurado en 2015, que organiza rutas guiadas para darlo a conocer.

En definitiva, una completa oferta natural para presentar en la feria Birdfair que se ha seleccionado por su interés potencial, ya que en Reino Unido hay un nicho de mercado importante en el turismo de observación de aves, flora y fauna; lo que permitirá a Ibiza darse a conocer también como destino de naturaleza.

26 julio, 2011

Rutinas periodísticas de verano I (Ibiza)

26 julio, 2011|

En Ibiza, la actualidad periodística del verano está condicionada por la afluencia masiva de famosos a la isla. Para un lugar que durante el resto del año lo único que remueve los cimientos de la rutina son los conciertos de alguna estrella fugaz de paso por Las Dalias o las incursiones de líderes políticos de gira en tiempos electorales, la importancia que se le da en las redacciones a la cobertura de los insignes famosos es máxima.

Como el periodista de sucesos, que vale lo que su agenda de contactos dentro de los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado o de los tribunales; el periodista encargado de afrontar la llegada masiva de famosos a la isla desde una perspectiva periodística, la de buscar la entrevista directa más allá del ‘posado’ de revista del corazón, la de dar coherencia informativa bajo la forma de una crónica o reportaje de color, vale lo que pesan sus contactos. Una agenda que se forja el resto del año en los puntos estratégicos de afluencia de deportistas, actores, cantantes y otra gente de bien.

Ese trabajo significa para el periodista una estrategia repetida basada en hacer otro tipo de posados, los de nalgas en los taburetes (no siempre acolchados) de los chiringuitos de ses Salines durante guardias eternas, en el aeropuerto vigilando las llegadas, en tiendas del puerto de Ibiza, en el quiosco donde compran libros y prensa los personajes VIP, en el estanco donde adquieren tabaco, en el dique seco donde se revisan los yates antes de botarlos… Lo que, a su vez, requiere ir equipado de un poemario de recursos dialécticos, de contexto informativo (documentación), líquidos, sonrisas y paciencia.

Sin embargo, es un episodio que no siempre termina en buen puerto; a veces tus contactos quedan lejos en ocasiones de los del periódico de enfrente, bien porque el peso comercial que ejercen sus respectivos equipos en sitios de anunciantes pesa más que la destreza informativa (la pela es la pela), bien porque el contacto te falla en el momento en que se deja seducir por los encantos del oportunismo de quien llega antes.

Aún así, en tiempos de copia y pega, de reportajes servidos a golpe de cuestionario respondido por correo electrónico, de entrevistas realizadas mediante telefonazo, o de trajes y corbatas impuestas desde la oficialidad, siempre adereza la canícula veraniega de la profesión recordar rutinas de periodismo salvaje.

Photo by @Marga_Ferrer

Otras entradas del blog de la agencia de servicios periodísticos Soma Comunicación:

Armas periodísticas en internet

Cuando el periodista descubre la profesionalidad en la red