El ruido periodístico en Twitter

Desde que la sociedad ya está en Twitter, cada día es más complicado pulir un timeline que siga favoreciendo las interacciones y la usabilidad más práctica para el periodista que utiliza esta red social como herramienta de trabajo, más allá del uso que considere darle como complemento cotidiano de su quehacer profesional.

La oficialidad y los tics periodísticos de la realidad 1.0 han sido heredados por completo. Los 140 caracteres hacen gala del mismo ruido que recogen a diario las cuentas de correo electrónico del periodista que recibe notas de prensa, comunicados oficiales, desmentidos, remitidos y otro tipo de buzoneo seudoinformativo que trata de pasar por información periodística.

La ventaja de la red social del pajarito es que cada cual puede perfilar el estilo de su TL, tanto por lo que proyecta desde su cuenta como por lo que lee de los perfiles que sigue. El mayor inconveniente es la dedicación que puede requerir salvar ese ruido tan molesto de quienes ya utilizan Twitter como cauce oficial para trasladar los dimes, diretes y las mentiras disfrazadas de verdad que siempre han rodeado al ejercicio de la profesión.

II Premios de Periodismo 2.0 de la Comunidad Valenciana

El Observatorio de Investigación en Medios Digitales ha abierto el plazo de presentación de candidaturas a los “II Premios de Periodismo 2.0 de la Comunidad Valenciana” hasta el próximo 15 de octubre de 2011.

Los interesados en participar pueden hacerlo en seis categorías: Web 2.0 (aprovechamiento del potencial interactivo y multimedia para ofrecer información en la web); Open Media (uso de medios sociales para difundir contenidos informativos e interactuar con los usuarios); Emprendedor (puesta en marcha y gestión de proyectos informativos desarrollados íntegramente en la web); Blogs (se valorará la calidad de los contenidos, la dinámica de participación, el diseño y las utilidades 2.0); Community Manager (Profesionales de la información que desarrollan los perfiles en redes sociales en el sector empresarial y de los medios de comunicación) e Innovación (proyectos basados en ideas innovadoras en el área de la información digital.

Cada categoría tiene una dotación de 2oo euros. Los ganadores se darán a conocer durante la celebración de las V Jornadas de Periodismo Digital, que tendrán lugar en febrero de 2012. Los profesionales y empresas de la Comunidad Valenciana pueden enviar sus candidaturas a la dirección de correo premios.oimed@yahoo.es hasta el 15 de octubre de 2011, especificando la modalidad, junto con un informe de méritos, en todos los casos (hasta un máximo de 800 palabras). En la categoría “Innovadores” la descripción del proyecto no podrá exceder las 1.200 palabras. Se aceptarán candidaturas hasta un máximo de dos modalidades por candidato/a.

Desfile de moda en versión Facebook

Los diseñadores se apuntan al auge de las redes sociales. Custo Dalmau celebrará los quince años de desfiles en Nueva York retransmitiendo en directo a través de Facebook la presentación de su última colección primavera-verano 2012, que está prevista para el próximo día 11 en la ciudad de los rascacielos. Custo Barcelona es la única firma española que participa en la próxima edición de la Semana de la Moda de Nueva York, que se celebra entre hoy y el próximo día 15.

Con esta iniciativa se pretende que los usuarios puedan ver y comentar lo que ven a lo largo del desfile y elegir sus looks favoritos. Además, dos días antes del desfile, los fans de la firma podrán ver en Facebook cuáles son los modelos que se exhibirán con todos sus datos y detalles, las pruebas de vestuario, maquillaje y peluquería, y en los minutos previos al desfile tendrán ocasión de seguir en directo los últimos preparativos en el backstage, antes de la salida de las modelos a la pasarela.

Más de ochenta diseñadores estadounidenses y de otros países del mundo convertirán el parque Damrosch de Manhattan, en Nueva York, en el centro de la moda mundial al presentar sus tendencias para la temporada de primavera y verano de 2012.

EFE, Barcelona

Periodistas (del siglo XXI)

Más de 4.000 profesionales de la comunicación se han quedado sin empleo en España desde que comenzó la crisis. Si sumáramos los últimos despidos contenidos en los ERE de Prisa o Público, la incertidumbre en torno a la continuidad de la revista Don Balón o la precariedad con la que trabajan a diario redacciones basadas en la ley del máximo esfuerzo con la recompensa del mínimo sueldo, encontraríamos el panorama desolador por el que atraviesa hoy la profesión periodística en nuestro país.

El debate ya ha dejado de ser si el papel desaparecerá o si lo que ha cambiado han sido los soportes. El nuevo precepto pasa por la supervivencia individual de quienes creen en el flanco tradicional y de quienes han decidido apostar por la aventura empresarial. En los dos casos la rentabilidad sigue siendo dudosa, primero porque el papel ha perdido vigencia o porque en ámbitos institucionales o empresariales lo efímero o temporal es lo que prevalece para muchos; y, segundo, porque lo digital tiene una difícil teoría de la rentabilidad que aplicar. Entre ambos, quedan los inadaptados o, lo que es lo mismo, aquellos que aún están atados a los modelos hereditarios de la profesión o los que llegaron al tren de la tecnología tan a tiempo como para abrir camino a machetazos en la jungla de la actualidad.

La crisis es del sistema, quizás, pero en el periodismo la crisis es de un metasistema de poderes en el que los periodistas siempre han tenido un peso por encima de un sueldo. Hoy parece que el peso social de estos profesionales se equipara con el que atenaza a otros en tiempos de crisis: el del paro o el del mileurismo feroz.

El antídoto que se plantea en esta encrucijada profesional pasa por buscar oportunidades emprendedoras donde antes no las había, gracias a la eclosión y a la democratización de las nuevas tecnologías. Facilidades oficiales, siempre serán pocas, por lo que más numerosas tendrán que ser las oportunidades que de la puesta en común de buenas ideas surjan como avance de un futuro periodístico emprendedor, fresco, directo, sin esclavitudes, sin dictados ni codazos corporativos carentes de sentido que deshumanizan a quienes lo practican en defensa de aquellos que, tarde o temprano, los convertirán en carne de nuevos ERE.

 

Entradas relacionadas:

Armas periodísticas en internet

photo by @Marga_Ferrer

Rutinas periodísticas de verano (y III). Fotoperiodistas

Los fotógrafos de prensa acumulan en verano más estrés que el resto del año, por la carestía de coberturas, por la indefinición de temas de agenda y por los sobresaltos relacionados con la actualidad de sucesos e incendios. La oficialidad de las ruedas de prensa, el periodo de sesiones aparcado en las asambleas legislativas o el poco ajetreo de la actualidad que principal (y desgraciadamente) viste los periódicos condicionan el trabajo veraniego de los fotoperiodistas. Unos profesionales que además se ven obligados a tirar de imaginación informativa para captar instantáneas que den pie a construir un tema en torno a ellas.

Asimismo, las plantillas de los medios de comunicación quedan mermadas en periodo estival por los turnos vacacionales que se distribuyen en la redacción, lo que habitualmente deja sólo a uno o a dos fotoperiodistas frente a la improvisación noticiable señalada. Todo ello aderezado con las altas temperaturas (el fotógrafo trabaja en la calle con el acarreo de unos cuantos kilos de peso todo el día, el de su equipo) y con las pocas ganas de colaboración que habitualmente encuentran cuando dan cobertura a noticias desagradables, de las que suelen salir entre insultos y reproches.

El mejor desenlace que puede encontrar el fotoperiodista a estas rutinas de verano pasa por la obtención de una buena instantánea, de una exclusiva fotográfica o de un encuadre convertido en portada. Imaginación al poder, y en verano más que nunca, también en la vertiente fotográfica de la profesión periodística. Por suerte, en agosto vuelve el fútbol…

photo by @Marga Ferrer

 

Otras entradas del blog de la agencia de servicios periodísticos Soma Comunicación:
Rutinas periodísticas de verano (II). La radio

Rutinas periodísticas de verano (I). Ibiza

Las redes sociales deberán tener un “código de circulación” para ser útiles

Si redes como Facebook o Twitter quieren consolidar el papel desempeñado en la “primavera árabe” y ser parte esencial -más allá de su uso lúdico- de la nueva arquitectura social deberán dotarse de un “código de circulación” que garantice su utilidad a la sociedad, según el investigador Ricard Ruiz de Querol.

Director del Grupo de Investigación sobre Información de la Fundación Barcelona Media, Ruiz de Querol asegura a Efe que los bautizados como “social media” han hecho más hincapié en lo tecnológico que en lo estrictamente social.

Sin embargo, las revoluciones en el Norte de África y Oriente Próximo, o la repercusión del movimiento 15-M, han puesto las cosas en su sitio y han demostrado el potencial de estas plataformas para la innovación social y su capacidad de movilización.

Ruiz de Querol apunta que muchos ciudadanos del planeta han sido conscientes de su utilidad antes que sus gobiernos, a los que el alcance de estas tecnologías ha pillado con el paso cambiado, incluso con resultados dramáticos.

Así, estos días la policía británica culpaba a algunas redes sociales de avivar los actos de pillaje que se están produciendo en diversos barrios de Londres y que se están extendiendo a otras ciudades inglesas.

En general sus usos han sido constructivos. Un ejemplo de este movimiento 4.0 es la plataforma Rodalia.info, que unos usuarios de Cercanías crearon en Cataluña sobre incidentes en la red ferroviaria y que da mejor servicio informativo que la empresa gestora.

“Aumenta la sensación de que los caminos tradicionales están tocando techo y la gente ve que otros tipo de gestión pueden funcionar”, señala este experto.

Ruiz de Querol cita un artículo de “The Economist” en el que se indicaba que el alcance de estas innovaciones sociales tiene un problema de escala para convertirse en alternativa real aplicable a ámbitos como la educación, la salud y otros fines sociales construidos “de abajo a arriba”.

Otro reto de la nueva arquitectura social es cómo recrear la estructura de una asamblea participativa en estas plataformas que no sean manipulables. “¿Por medio de blogs?, ¿con foros de debate y votaciones? Eso algo que está por hacer”, señala el investigador.
En este sentido, remarca que habrá que tener en cuenta a la gente que por edad (en España la brecha generacional es más amplia que en otros países) u otros motivos no utilicen estos nuevos medios.

Para septiembre, la UE reunirá expertos en Bruselas para recabar opiniones sobre cómo crear plataformas que aumenten la conciencia colectiva en determinados asuntos y gestionen la acción colectiva: por ejemplo, reducir el consumo de medicamentos o ahorrar energía.
“La innovación social no excluye la innovación política, pero no se trata sólo de tener una idea, hay que hacer que esta surta efecto”, argumenta Ruiz de Querol, que utiliza como símil el “boom” generado por el libro “Indignaos”, de Stéphane Hessel.

“El que un libro tan flojo en contenido haya tenido tal éxito se debe al descontento grande. Ahora hay que ver cómo se recoge este descontento para convertirlo en algo más que una acampada”, indica.

Frente al hecho evidente de que las principales redes sociales estén en manos de grandes corporaciones, Ruiz de Querol explica: “para Facebook o Twitter los ciudadanos no somos clientes, somos audiencia, sus clientes son los que pagan publicidad y su propósito principal no es servirnos, sino conseguir anuncios”.

Por ello, ve ideal la existencia de un gran red social “con causa”, y anima a los ciudadanos a crearlas porque los instrumentos “están ahí” y el “software libre lo permite”. EFE, Barcelona.

Más informaciones en la sección Noticias de la agencia de servicios periodísticos Soma Comunicación:

Estás invitado, Google+

Gabinete de prensa

Rutinas periodísticas de verano II (En la radio)

Detrás de las ondas, están los profesionales que hacen la radio, una superviviente por definición, que ha sabido adaptarse a todas las revoluciones de soportes que hasta la fecha han condicionado la historia de los medios de comunicación. También a la revolución digital que hoy sacude los cimientos de la prensa en papel pero que no ha podido con la radio, ni podrá, quizás por las historias que encierran las ondas, testigos mudos del paso del tiempo y de otras rutinas periodísticas propias de los meses de verano que recogemos en esta colección de entradas estivales.

“Tienes que ir a la rueda de prensa que ofrece el teniente alcalde en el Ayuntamiento. Lo más seguro es que entres en directo en el informativo local”. Una frase arquetípica para el contexto radiofónico pero que sus oídos recogían por primera vez. En la carrera no le habían enseñado que la inmediatez formaba parte del juego del directo. Un becario sabe lo que hasta la fecha en que llega al medio ha aprendido y se foguea con rutinas como las que se viven cada verano en las redacciones de las emisoras de radio, y cuanto más locales y con menos recursos, de forma más manifiesta.

Al llegar a la sala de prensa del consistorio tenía que montar (era su segundo día de trabajo como becario y su primera salida a la calle) el micrófono en la mesa del compareciente, conectarlo a la grabadora y aparentar la normalidad de quien hace eso cada día para que nadie le señalara como lo que era: un becario. Consiguió dar los pasos con aparente éxito, hasta que mediada la rueda de prensa, la alcachofa, tras desafiar la ley de la gravedad, evaluó el efecto dominó al empujar y hacer caer uno detrás de otro los micros de la competencia. El compareciente interrumpió su discurso justo en el momento en que pronunciaba las palabras que tanto se había empeñado su jefe de prensa para que lo reprodujeran después los medios en sus titulares. De fondo, un ruido ensordecedor provocó entre los asistentes el gesto institivo de cerrar los ojos y taparse los oídos. Los micrófonos se habían acoplado. Cosas del directo…

Eran las 13:45 y a las 13:47 tenía que entrar en directo con la crónica que no había escrito. Sin termninar de disculparse por el suceso anterior, y apenas un minuto después de haberse reestablecido la normalidad en la sala, se levantó de su silla y tropezó con el cable de otro micrófono antes de recoger de la mesa la grabadora con la que rescataría el corte de voz que le catapultaría al éxito en su entrada en directo durante el informativo local.

Un compañero solidario de la radio de la competencia le indicó de forma apresurada dónde estaba la cabina desde la cual podría llamar a la redacción para entrar en directo dentro de 30 segundos… El tiempo del que dispuso para sentarse, elegir un punto de forma aleatoria de la grabación y marcar el número de teléfono del técnico de la radio, quien le indicó que entraba después de la pieza que escuchaba en ese momento por el auricular con el corazón a mil pulsaciones.

“El pleno del Ayuntamiento ha aprobado hoy los presupuestos [fusion_builder_container hundred_percent=”yes” overflow=”visible”][fusion_builder_row][fusion_builder_column type=”1_1″ background_position=”left top” background_color=”” border_size=”” border_color=”” border_style=”solid” spacing=”yes” background_image=”” background_repeat=”no-repeat” padding=”” margin_top=”0px” margin_bottom=”0px” class=”” id=”” animation_type=”” animation_speed=”0.3″ animation_direction=”left” hide_on_mobile=”no” center_content=”no” min_height=”none”][…] Nos amplía la información desde el consistorio…”. Estaba en el aire. Y en el aire se quedó. Mudo. “Parece que hemos perdido la conexión con […]”. Del amarillo pasó al rojo y del rojo al calor sostenido que desembocó en el frío que bajó por su espalda cuando el aire acondicionado le avisó que la primera lección de aprendizaje de su período de formación había concluido.

[/fusion_builder_column][/fusion_builder_row][/fusion_builder_container]

Rutinas periodísticas de verano I (Ibiza)

En Ibiza, la actualidad periodística del verano está condicionada por la afluencia masiva de famosos a la isla. Para un lugar que durante el resto del año lo único que remueve los cimientos de la rutina son los conciertos de alguna estrella fugaz de paso por Las Dalias o las incursiones de líderes políticos de gira en tiempos electorales, la importancia que se le da en las redacciones a la cobertura de los insignes famosos es máxima.

Como el periodista de sucesos, que vale lo que su agenda de contactos dentro de los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado o de los tribunales; el periodista encargado de afrontar la llegada masiva de famosos a la isla desde una perspectiva periodística, la de buscar la entrevista directa más allá del ‘posado’ de revista del corazón, la de dar coherencia informativa bajo la forma de una crónica o reportaje de color, vale lo que pesan sus contactos. Una agenda que se forja el resto del año en los puntos estratégicos de afluencia de deportistas, actores, cantantes y otra gente de bien.

Ese trabajo significa para el periodista una estrategia repetida basada en hacer otro tipo de posados, los de nalgas en los taburetes (no siempre acolchados) de los chiringuitos de ses Salines durante guardias eternas, en el aeropuerto vigilando las llegadas, en tiendas del puerto de Ibiza, en el quiosco donde compran libros y prensa los personajes VIP, en el estanco donde adquieren tabaco, en el dique seco donde se revisan los yates antes de botarlos… Lo que, a su vez, requiere ir equipado de un poemario de recursos dialécticos, de contexto informativo (documentación), líquidos, sonrisas y paciencia.

Sin embargo, es un episodio que no siempre termina en buen puerto; a veces tus contactos quedan lejos en ocasiones de los del periódico de enfrente, bien porque el peso comercial que ejercen sus respectivos equipos en sitios de anunciantes pesa más que la destreza informativa (la pela es la pela), bien porque el contacto te falla en el momento en que se deja seducir por los encantos del oportunismo de quien llega antes.

Aún así, en tiempos de copia y pega, de reportajes servidos a golpe de cuestionario respondido por correo electrónico, de entrevistas realizadas mediante telefonazo, o de trajes y corbatas impuestas desde la oficialidad, siempre adereza la canícula veraniega de la profesión recordar rutinas de periodismo salvaje.

Photo by @Marga_Ferrer

Otras entradas del blog de la agencia de servicios periodísticos Soma Comunicación:

Armas periodísticas en internet

Cuando el periodista descubre la profesionalidad en la red

Segunda edición de los Premios de Periodismo 2.0 CV

El Observatorio de Investigación en Medios Digitales (Oimed), del que forma parte @360gradospress (semanario digital que edita la agencia de servicios periodísticos Soma Comunicación) convoca los “II Premios de Periodismo 2.0 de la Comunidad Valenciana”, en el marco del proyecto “Periodismo 2.0 en la Comunidad Valenciana” (PRUCH 34/10), financiado por la Universidad CEU Cardenal Herrera.

Profesionales y empresas de la Comunidad Valenciana pueden enviar sus candidaturas a la dirección de correo premios.oimed@yahoo.es hasta el 25 de julio de 2011, especificando la modalidad, junto con un informe de méritos, en todos los casos (hasta un máximo de 800 palabras). En la categoría “Innovadores” la descripción del proyecto no podrá exceder las 1.200palabras.
Se aceptarán candidaturas hasta un máximo de dos modalidades por candidato/a.

CATEGORÍAS
1.- Web 2.0. (aprovechamiento del potencial interactivo y multimedia para ofrecer información en la web)
2.-Open Media (uso de medios sociales para difundir contenidos informativos e interactuar con los usuarios).
3.- Emprendedor. Puesta en marcha y gestión de proyectos informativos desarrollados íntegramente en la web.
4.- Blogs. Se valorará la calidad de los contenidos, la dinámica de participación, el diseño y las utilidades 2.0.
5.- Community Manager. Profesionales de la información que desarrollan los perfiles en redes sociales en el sector empresarial y de los medios de comunicación.
6.- Innovación. Proyectos basados en ideas innovadoras en el área de la información digital.

Cada modalidad tiene una dotación de 2oo euros. Los ganadores se darán a conocer durante la celebración de las V Jornadas de Periodismo Digital.

En los últimos seis años, el Observatorio de Investigación en Medios Digitales ha coordinado nueve proyectos de investigación con financiación I+D del Ministerio de Innovación y la Universidad CEU Cardenal Herrera.

Armas periodísticas en internet

La carestía de periodistas cualificados sufrida en plena transición de soportes ha provocado que el ámbito profesional abierto por el concepto digital de la profesión haya sido descuidado. La reacción del periodismo tradicional, aunque voluntariosa, ha sido retardada. De un lado porque, salvo excepciones, los plumillas de perfil offline han tardado en encontrar las ventajas a los nuevos soportes por encima de lo que afrontaban, al entender éstos el ejercicio de la profesión en los ámbitos online como algo puramente friqui, pasajero e, incluso, ajeno al propio periodismo.

De otro lado, la participación ciudadana y la aplicación  anticipada de planes de marketing y de publicidad sin contar con el valor añadido de la comunicación periodística de calidad han demorado la presencia de la otrora tarea necesaria en las empresas desde el plano 0.0, esto es, el de la planificación de comunicación.

Comunicar requiere de una capacidad que pueden desarrollar los periodistas cualificados con la habilidad y calidad que, por ejemplo, hayan desarrollado o desarrollen aún en el ámbito offline y que estén preocupados por su situación laboral en tiempos de crisis para los soportes tradicionales o que quieran extender su influencia y habilidades al ámbito online.

Con todo, para una empresa informativa, para una empresa de perfil productivo o para una institución, por poner tres casos arquetípicos, siempre ha sido ventajoso aprovecharse de una buena convivencia entre las patas en las que han de apoyarse para llegar al consumidor, a la audiencia o al ciudadano: comunicación, marketing y publicidad.

Cada una ha de aportar de forma especializada sus habilidades también en ámbitos online y ha de respetar el papel de cada cual dentro de las estrategias planteadas, precisamente, para que la empresa o institución que representan en sus planes salga lo más beneficiada posible.

Y, ¿quién mejor que un periodista y comunicador cualificado para realizar un plan de comunicación  online, redactar un discurso, orientar y redactar el contenido de un blog corporativo/periodístico, asesorar en materia de comunicación y diseñar en sintonía con el área de marketing y publicidad las acciones de su materia a desempeñar en el 2.0?

Debate abierto.

Enlaces relacionados en el blog de Soma Comunicación, la agencia de servicios periodísticos:

Cuando el periodista descubre la profesionalidad en la red

Copyright 2019 SOMACOMUNICACIÓN ©  Todos los derechos reservados.