Actualidad

marzo 2017

Las Fallas, la oportunidad de comunicar un gran evento popular

marzo 6th, 2017|

Hay eventos archiconocidos a nivel mundial y cuya comunicación exige un extra para poder hacerlo con eficacia. Uno de ellos es la Fallas, que se celebra del 15 al 19 de marzo, pero que ya puede sentirse en las calles de Valencia. Declarada Patrimonio Inmaterial de la Humanidad, esta festividad atrae medios de todos los países, entre ellos, multitud de televisiones embelesadas por la pólvora y la grandiosidad de muchos de sus monumentos.

 

Si el periodista no reside en la ciudad de Valencia, debe, en primer lugar, hacerse con un mapa en el que se encuentren las principales comisiones, las llamadas Fallas de Especial. Siempre están rodeadas de miles de visitantes, por lo que se recomienda que pague la entrada a la falla para poder fotografiar los elementos que componen el monumentos. Y hablamos de detalles porque, aunque lo imponente es su altura, poseen pequeñas historias que llaman más la atención que la grandilocuencia de las figuras principales.

Por tanto, los medios que integran imágenes, como la prensa y la televisión, son los que tienen las mayores posibilidades, ya que pueden fotografiar o retransmitir una fiesta tan visual. Además, las redes sociales ayudan a que la comunicación que se realice sea todo un éxito, ya que los videos en directo, como Facebook Live, ayudan a difundirlo de forma más eficaz. La mascletà o el encendido de luces del barrio de Ruzafa se han convertido en dos espectáculos para emitirlos en ‘streaming’. También se pueden realizar Instagram Stories o ‘snaps’ de todo lo que acontece, incluido comerse unos buñuelos de calabaza.

Además, las Fallas aglutinan un gran número de actividades que no se pueden perder y que ofrecen una visión distinta a lo que se quiere comunicar. Por ejemplo, la entrada de Moros y Cristianos de la falla ubicada en Almirante Cadarso o el mercado medieval que se encuentra en Antiguo Reino de Valencia. Otra forma distinta es vivir las fallas dentro de un casal, por lo que se puede redactar un reportaje más alejado de lo típico que se ve en los medios de comunicación.

Una de las actividades más difíciles de contar son las mascletaes, amadas por muchos, odiadas por tantos otros por el estruendo que ocasionan. ¿Cómo se redactaría un compendio de ruidos? En primer lugar, hay que saber que el lanzamiento de cohetes va ‘in crescendo’ y siempre tiene un ritmo. Empieza suave, a una cadencia que permite incluso crear pequeñas piezas musicales, y finaliza en el llamado terremoto final. Existe la creencia de que cuanto más ruido provoca, mejor es la mascletà, si bien es cierto, que el éxito de la misma radica en la coherencia que haya transmitido a lo largo de su disparo. Muchas veces la importancia radica en el pirotécnico, por ejemplo si se trata de una mujer como Reyes Martí o si es del famoso Caballer.

Las Fallas son similares todos los años, por lo que los periodistas de local que ya informan de las mismas se las conocen al dedillo. Por eso, la importancia de innovar, de dar a conocer nuevos perfiles, anécdotas y dar protagonismo a otras comisiones ayuda a ver este evento con otros ojos y acercarlo a la gente que no puede acudir a Valencia en estos días. Además, hay que empezar a alejarse de tópicos relacionados con la ‘Ofrena a la Mare de Déu’, de la Cremà o de frases tan manidas como: “Cuando acaban unas Fallas, ya se están preparando las siguientes”. Un ejemplo relacionado con la ofrenda, y que llama la atención, sería conocer mejor a las personas que se encargan de recoger los ramos de las falleras para confeccionar el manto de la Virgen.

Respecto a las redes sociales, se recomienda seguir perfiles influyentes como @MalaltdeFalles para saber qué informar y dónde. Otras cuentas de comisiones falleras como la de Borrul Socors son muy activas, con actividades paralelas que llaman la atención de mucha gente. Y, por supuesto, cuando se comunique en redes sociales siempre incluir el hashtag correspondiente, en esta ocasión, #Fallas2017.

Una cita con el periodismo digital

marzo 6th, 2017|

El periodismo digital está evolucionando a una velocidad que supera, muchas veces, a los propios periodistas. Los próximos 9 y 10 de marzo se celebra el XVIII Congreso de Periodismo Digital en Huesca, impulsado por aquellos que sí supieron ver el potencial que suponían las nuevas redes y la revolución que traerían consigo. El proyecto que nació con el impulso del aragonés Fernando García Mongay (@mongay55) y ha ido creciendo hasta convertirse en una cita obligatoria para muchos periodistas; entre sus exponentes han pasado figuras como El Gran Wyoming, Iñaki Gabilondo o Pedro J. Ramírez.

Pero esto no siempre fue así, sino que eran muchos los que en los inicios de los 2000 calificaban este fenómeno de “moda” y no daban ni un euro por “eso de Internet”. El propio Josh Lyman (Bradley Whitford), personaje de la mítica serie El ala oeste de la Casa Blanca,  se reía de su ayudante cuando le planteaba abandonar su puesto para marcharse a trabajar a una empresa digital que estaba dando sus primeros pasos: “No sabes si durará un año”, le dijo. Más de uno, por lo visto.

El presidente de la Asociación de Prensa de Aragón, José Luis Trasobares, la cual organiza el evento junto con el Ayuntamiento de Huesca, nos explica cómo nace esta idea y su evolución.

¿Cómo surge la idea de crear un Congreso para el Periodismo Digital?

Esta idea surge hace años, cuando esto del periodismo digital todavía estaba envuelto en ciertos arcanos tecnológicos, era una especie de cuestión que ya se estaba dando y que ya planteaba una nueva realidad: en Estados Unidos, en otros países… podía entenderse que iba a darse aquí también. Pero bueno, no era este fenómeno que vivimos ahora de una manera tan plena.La Asociación de Periodistas de Aragón y, concretamente uno de sus asociados, Fernando García Mongay que ha sido durante muchos años el director del Congreso, empezaron a hablar de esta cuestión, de que había un cambio muy profundo en el periodismo que iba a estar conducido por una revolución tecnológica y por una transformación de todos los usos: los lenguajes, la estructura de la comunicación… Se empezó a hablar de esto, había ya gente que lo vislumbraba y se comenzó a hacer un foro de debate, un punto de encuentro, donde venían colegas de otros países para explicar lo que estaban viendo en otros países. Como este cambio sigue siendo tan total, tremendo y profundo, nos sigue dando, y mucho, que hablar.

La primera edición se dio en 1998 cuando la implantación de Internet aún no estaba clara para muchos, ¿qué evolución habéis notado?

Las primeras seis ediciones fueron el despegue, luego fue de consolidación, ahora se mueve mucha gente y tiene una repercusión, quiero pensar, muy buena. Hemos contado siempre con pioneros en España, toda la gente que ha hecho algo las primeras ediciones digitales, que han trabajado para diversas consultoras que han hecho los diseños o las propuestas… esta gente está en el Congreso, prácticamente, desde la primera edición.

¿Cómo fue la realización del Congreso durante los primeros años, cuando algunos periodistas aún eran reacios a admitir el impulso de la web sobre el papel?

Yo más que oposición, lo que creo que ha habido en España es que la crisis nos dio en la cara. Yo creo que con anterioridad las condiciones de la prensa era tan buena, falsamente buena, pero parecía tan buena; que yo creo que, en España, este debate no ha adquirido su punto crítico hasta justamente hace diez años, que es cuando ya no cabe ninguna duda de que el papel se viene abajo, de que  la prensa tradicional, empezando por los diarios más vendidos de España, están en una crisis muy dura de la que no saben cómo salir. Y, bueno, los periodistas no es que no se lo creyesen, yo creo que es que había periodistas que no se planteaban esto en unos términos tan desgarradores como los que luego hemos tenido descubierto. Es que en el 2005 la industria de la información en España iba como un tiro, mientras que ahora está quebrada.

El auge de Internet no solo ha perjudicado a la prensa escrita, sino que también se ha dado un descenso importante de espectadores en la televisión, ¿hasta que punto la web se va a adueñar del periodismo?

Yo creo que la web está ya bastante adueñada del periodismo. La prensa ha sido la primera, evidentemente era la más vulnerable si hablamos en términos estrictamente de periodismo, de información. La televisión y la radio aguantan mejor puesto que combinan información y  entretenimiento, pero la radio está sufriendo también. Sufre, y cada vez van a sufrir más, porque de repente Internet  coloca una oferta en unos términos muy competitivos.

Todas las profesiones se han transformado con la digitalización, ¿cuáles dirías que son los mayores cambios que ha experimentado la figura del periodista?

Todo esto ha dado un vuelco espectacular, para empezar, el periodista ha dejado de ser el obligado intermediario entre la actualidad y la opinión pública. Entonces ahora descubrimos que cualquier ciudadano o ciudadana que tenga un teléfono móvil en el bolsillo, capta información y la puede difundir. Otra cosa que ha sucedido es que las barreras entre el periodismo escrito y el audiovisual se han borrado y nos aparece la obligación de inventar nuevos lenguajes en los cuales las estructuras de lo que podríamos denominar “periodismo de la era industrial” – pirámide invertida, lead, etcétera- no va a ninguna parte porque tu ya puedes utilizar textos, audios, imágenes de una manera integrada en un mismo soporte, lo cual te obliga a plantearte nuevos lenguajes, nuevas maneras de buscar el impacto, de presentar la noticia…

¿Qué retos os planteáis para futuras ediciones?
El primer reto es que el Congreso siga y permita seguir hablando de periodismo en sesiones serias, con análisis cualificados y con gente que realmente tenga algo que decir.

Post de Sharon Reguera
Foto: congresodeperiodismodigital.com

febrero 2017

Las redes sociales y el error histórico de los Oscar 2017

febrero 27th, 2017|

Otro año más se retransmitió la, tan esperada por muchos, 89 ceremonia de los Premios Oscar de la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas, y sus aún más ansiadas reacciones en las redes sociales no se hicieron esperar. Desde las 23:30 del domingo 26 de febrero, los internautas ya discutían sus preferencias y echaban mano de toda su creatividad e imaginación para amenizar una celebración que se alargaría hasta la madrugada del lunes. Todo era objeto de discusión en los Oscar 2017: desde la alfombra roja hasta las declaraciones de los premiados, pasando por el error sin precedentes en el anuncio a la mejor película, el premio más importante de la gala.

Las publicaciones, los tuits y los memes se sucedían en una velada donde las reacciones de sus protagonistas, así como de periodistas y fotógrafos, entraban en una reñida competencia con los internautas cuyas opiniones ante las publicaciones de los primeros, lograron en más de una ocasión superar a estos. La confusión a la hora de anunciar el Oscar a la mejor película fue el momento clave de la gala, y por la que pasará a la historia. Mientras el equipo de La la Land celebraba su victoria, la organización tuvo que retractarse y admitir que la auditora PwC, encargada de la custodia de los sobres con el nombre de la película ganadora, había cometido un error que situaba a Moonlight como la verdadera ganadora. Facebook, Twitter e Instagram ardieron ante la revelación, aún sin información sobre el acontecimiento ya eran muchos los que comenzaban a publicar sus propias hipótesis sobre el fallo, las “conspiraciones” que podría haber detrás, así como un incontable número de imágenes, entre ellas, algunas rememorando el concurso de belleza Miss Universo o las elecciones estadounidenses.

Así, queda claro que el seguimiento de la gala se hace mucho más aburrido sin el móvil y, por supuesto, sin las redes sociales que nos hacen sentir parte de la celebración. Un día después, los periodistas seguían informando sobre los premios Oscar 2017, sobre los vestidos de las actrices, las reacciones de los premiados, explicando el error en la organización de la gala… Pero estos datos ya fueron discutidos en directo por una masa de usuarios que, lejos de dejar pasar su momento de gloria y esperar a que otros publicasen lo que ellos vieron en directo, subieron a la red millones de imágenes y comentarios, muchos de los cuales se hicieron más virales que la información sustraída por ninguna agencia. De ahí que nos preguntemos: además de retransmitir la gala, ¿qué hizo el periodismo tradicional con la reacción del periodismo ciudadano?

Un post de Sharon Reguera
Tuit de portada recogido del perfil de @Bliq21

La fotografía gastronómica en Ibiza

febrero 23rd, 2017|

La pitiusa mayor esconde otra gran fortaleza sumada a las ya de por sí conocidas por los turistas que cada año la visitan. Se trata de su cocina autóctona y de la riqueza que esconde al combinar tierra con Mediterráneo. Materia prima con tradición. Sabores propios apoyados en la cocina mediterránea y en la transmisión generacional de recetas. La fotografía gastronómica en Ibiza es, por tanto, un recurso necesario para hacer justicia a los platos que la definen. ¿Qué encuadre ponemos?

Platos principales como el arroz de matanzas, bullit o el guisat de peix; y dulces y postres como las orelletes, la salsa de Nadal, los bunyols o el flaó pagès son solo algunas de las sugerencias que abarca la singularidad culinaria de la isla. Propuestas que requieren ser retratadas con la justicia del ingrediente que utilizan. En este sentido, “es importante tener en cuenta que son platos poco estéticos para la foto y que requieren un maquillaje para realzar la materia prima”, explica Marga Ferrer, jefa de fotografía de Soma Comunicación especializada en fotografía gastronómica. Así, un arroz de matanzas, por ejemplo, tendrá un maquillaje específico para que el protagonista no sea el tono amarillo; “es necesario separar el ingrediente para proyectar todo el esplendor de esta receta única”, subraya.

Lo mismo ocurre con el bullit de peix. “Este plato suele incorporar la rotja, un pescado de color rojizo que si no lo maquillamos, en términos fotográficos, aparecerá deslucido en la fotografía. Es por ello muy importante tener la base cocinada pero que los pescados que protagonizan la receta lo estén mínimamente para hacer justicia al plato”. La disposición de los elementos del plato para la foto y la presentación de los mismos, forman una de las claves a tener en cuenta en la fotografía gastronómica. Porque, como subraya Ferrer, “la instantánea tiene que recoger mucho más que el plato cocinado en su totalidad; más bien representar la esencia del mismo, sus tonalidades, la armonía de la conjunción de los ingredientes y la presentación en la mesa”.

Un menú ibicenco exquisito, pues, pero a priori poco estético para la foto que no atienda las pautas aquí esbozadas. Y, como el mejor testigo siempre es la imagen, la exquisitez y singularidad de los platos ibicencos las conseguiremos explicar a través de la imagen siempre que apliquemos la técnica, el contexto, la luz y el tiempo necesarios para hacer una composición justa que, en definitiva, comunique su buen sabor y su fortaleza gastronómica.

*La ibicenca Marga Ferrer es fotoperiodista, fotógrafa editorial y gastronómica.

Llegan las historias efímeras a Facebook

febrero 17th, 2017|

Seguramente esta mañana cuando te has metido en Facebook, como probablemente haces todas las mañanas, para ver las publicaciones de tus amigos y las noticias del día has percibido un cambio.  Una nueva opción ha aparecido en la barra superior de tu pantalla que te permite compartir historias, como hasta ahora lo hacías en Instagram o Snapchat. Porque después de meses de trabajo, Facebook se ha subido al carro con la nueva tendencia que arrasa en las redes, los vídeos cortos en bucle, que los usuarios pueden estar mirando durante un largo periodo de tiempo. El contenido más demandado por su dinamismo y su caracter efímero.

Por ello, de ahora en adelante todo lo publicado en esta nueva opción desaparecerá a las 24 horas y tan sólo tendrás la la posibilidad de verlo en dos ocasiones, al igual que en Snapchat Stories. Por tanto, las historias que se hagan públicas con esta opción no serán visibiles ni en el tablón de noticias ni en el perfil del usuario. Pero al igual que en Instagram y Snapchat, el usuario podrá enviar directamente la historia a cualquier amigo a través de la opción del mensaje directo.

Mark Zuckerberg y su equipo llevaba meses haciendo pruebas con esta nueva funcionalidad. De hecho, en enero pudimos conocer por la vía oficial que el gigante social estaba allanando el terreno para crear publicaciones que desaparecen en 24 horas, al igual que como ocurre en Instagram y Snapchat. Este último mes en Irlanda hicieron la prueba piloto definitiva los trabajadores de Facebook y ahora, por fin, ha desembarcado en España después de hacerlo en Argentina, Italia, Hungría, Taiwán, Suecia y Noruega.

La red social ha implementado un nuevo sistema de cámara que permite decorar los vídeos, añadir filtros, máscaras, marcos, funciones interactivas y stickers, con la novedad de que después se pueden compartir en privado o de forma pública en una sección especial. Esta alternativa está disponible para iOS y Android. El mecanismo es muy similar, pues sólo hay que tocar el nuevo ícono de la cámara en el margen superior del lado izquierdo de la red social o deslizar el dedo hacia el feed de noticias. Después, si quieres hacer pública la historia, sólo tienes que hacer click en el icono “Tu historia”, que figura en el mismo apartado.

Asimismo, mediante el botón de direct las imágenes y los vídeos pueden ser compartidos con los contactos que escoja el usuario. Según ha explicado Zuckerberg en un comunicado, con esta incorporación pretenden “facilitar formas flexibles y divertidas para que las personas sigan compartiendo fotos y vídeos creativos, con quienes deseen y en cualquier momento”.

Y dicho esto, con esta funcionalidad Facebook se asegura de que los usuarios permanezca más tiempo en la red social, su objetivo  Pero ahora la batuta la tiene el público, quien decide con qué red social desea compartir sus experiencias.

 

Un micro-alcachofa para homenajear a los locutores que hacen radio

febrero 13th, 2017|

En el Día Mundial de la Radio, la Asociación Alcachofa de España ha homenajeado el trabajo periodístico y comunicativo de locutores españoles de la talla de Carlos Herrera, Pepa Bueno y Julia Otero con un obsequio simbólico y representativo de su labor en las ondas: una alcachofa con un cubilete especial de micrófono. Habitualmente en la jerga de la profesión se conoce a estos aparatos con el nombre de esta verdura por el parecido en su forma.

Más de 50 voces de la radio de toda España se han encontrado esta mañana en sus estudios con un detalle que, coincidiendo con el Día Mundial de la Radio, pone en el recuerdo el momento en el que las Naciones Unidas crearon la Radio de las Naciones Unidas en 1946, representa “la defensa de la libertad de expresión de los profesionales de la comunicación y el derecho a informar y a ser informados a través de un medio tan necesario durante décadas como la radio, que siempre nos acompañará”, como expresa Antonio Galindo, presidente de la entidad.

El micrófono, o ‘alcachofa’, transmite a los radioyentes cada palabra, cada opinión, cada información, cada defensa de los derechos de la mano del rigor comunicativo y del esfuerzo que día tras día demostráis los locutores apasionados por vuestra profesión”, ha trasladado Galindo a los comunicadores.

Un reconocimiento a la unión de la audiencia

La UNESCO, impulsora de esta celebración internacional, centra el tema de este año en reconocer la importancia de este medio para cruzar fronteras culturales a través del intercambio de información, música o educación. También para reunir a las comunidades de oyentes y promover un diálogo positivo para el cambio social en un momento en el que la radio sirve como antídoto contra la desinformación que genera el ruido comunicativo en muchos soportes digitales.

enero 2017

El Premio ‘Manuel Alcántara’ reconoce a noveles del periodismo

enero 5th, 2017|

La Universidad de Málaga y la Fundación Manuel Alcántara convocan la decimocuarta edición del galardón periodístico que lleva su nombre, que premia la trayectoria de los periodistas y promociona a los nuevos plumillas.

Desde su XII edición, tal y como explica la organización de los premios, se pretende dar a conocer a los nuevos profesionales y motivarles a que “ejerzan un periodismo de calidad y riguroso“, y por otro, laurear el recorrido de algunos veteranos de la profesión. Periodistas de nombre que hayan destacado durante su carrera  y puedan ser referentes para los noveles.

El objetivo que persigue la Fundación con este hito es “reconocer la labor de los profesionales que, desde los inicios, han ejercido el oficio con rigor y calidad periodística”. Para ello, ambas organizaciones dotarán con un premio de 4.000 euros al trabajo presentado que, según el criterio del jurado, posea más calidad.

Mientras que, para la categoría de “Trayectoria profesional”, según explica la organización, cualquier entidad de educación o vinculada al periodismo podrá promover las candidaturas, teniendo en cuenta la propuesta de sus órganos de dirección. El premiado recibirá un obsequio, otorgado por la Fundación, valorado en 1.500 euros.

Los interesados en participar en el certamen pueden presentar sus trabajos del 16 al 27 de enero. Entre los requisitos destaca que el texto periodístico abarque cualquier género informativo y que haya sido escrito por licenciados o graduados en Periodismo menores de 35 años. Desde la Fundación, advierten también que es “primordial que los textos presentados hayan sido publicados en un medio de habla hispana entre el 1 de enero y 31 de diciembre de 2016”.

Historia del galardón

El Premio Internacional de Periodismo Manuel Alcántara surge a raíz de la investidura del periodista como Doctor Honoris Causa, cuando la UMA y Diario SUR decidieron crear el galardón, cuya finalidad era promocionar a los nuevos profesionales del periodismo.

En ediciones anteriores se ha reconocido a los más ilustres periodistas como el columnista de El Mundo Raúl de Pozo, la periodista Lola García-Ajofrín, María Paz López, Ana Torregrosa, Isabel González Cavia, Mercedes Beunza, Juan Cano, Vicente Zabala de la Serna, Mikel Ayestarán, Montserrat Lluis, Jesús Martínez Fernández, Antonio Lucas, David Page, María García, Francisco Apaolaza y José Luis Balbín.

diciembre 2016

La comunicación que se llevó el año bisiesto

diciembre 30th, 2016|

Tanto medios de comunicación como redes sociales acompasaron su preexistencia en el año bisiesto con la evolución hacia nuevos hábitos de consumo por parte de las audiencias y de los consumidores. El año 2016, además de llegar con el 29 de febrero debajo del brazo, lo hizo con transformaciones notables, como la proyectada por Instagram o la evidencia de que los medios tradicionales –por fin- apostaron definitivamente por el medio digital para conectar con su público mayoritario: el móvil.

 En el capítulo de las redes sociales, la plataforma del año fue Instagram, la reina de 2016. Y lo fue por el crecimiento de usuarios activos (600 millones frente a los 300 de 2014) y por las transformaciones registradas en su usabilidad. Por un lado, la efervescencia del canal -que nació como una mera aplicación móvil para iOS en 2010- llegó por su nuevo diseño, además de por las funcionalidades implementadas desde el mes de agosto, especialmente con Stories, con polémica incluida al recibir numerosas críticas por copiar aspectos singulares de la otra red social de moda: Snapchat.

 Por otro lado, en su subida al carro de lo efímero, con las retransmisiones por streaming o a la mensajería instantánea; así como las nuevas formas de publicidad para conectar a las marcas con la capacidad segmentación de su ‘papá’, Facebook, pero aumentando espectro de influencia hacia un target más joven gracias, precisamente, a su snapchatización. Una transformación que amenaza con continuar en 2017 con la posibilidad de comprar los productos retratados en las instantáneas compartidas en la aplicación, que podrá convertirse en una suerte de bazar para amenazar a otra de las redes sociales con personalidad propia enfocada hacia ese fin: Pinterest. ¿Quién se resistirá? ¿Qué red social saldrá viva del torbellino iger? Twitter ya ha sido una de sus primeras víctimas, al haber sufrido en 2016 un estancamiento en el número de usuarios activos y un retroceso en el número de mensajes compartidos a través de los 140 caracteres.

 Los medios de comunicación, mientras, se subieron definitivamente al carro de las plataformas digitales en este año bisiesto ya caducado. ‘Hiperespecialización’, contenidos propios, elaboración adaptada al canal y a la audiencia, productos informativos a la carta, búsqueda de datos, verificación de las informaciones que circulan por las redes sociales, filtrado de fuentes, reconocimiento del periodismo ciudadano y abierto como manantial de enfoques; reporterismo social; formación de los periodistas de medios locales y tradicionales en la familiarización y asimilación de las plataformas digitales y móviles que emplean sus lectores en las rutinas del día a día; reconocimiento de que el papel caducó y obstinación por conocer a partir de todos los aspectos señalados cómo exprimir la nueva rentabilidad de las empresas informativas.

 Hitos periodísticos que, como proyectó 2016, poco a poco forman parte de lo cotidiano tanto para los profesionales que trabajan en los medios como para los que lo hacen en el lado oscuro, en los gabinetes de comunicación. Porque los anunciantes saben del poder de las plataformas digitales y los medios de comunicación han despertado del letargo para acompañar a los anunciantes –y no sólo a las instituciones que han mantenido, y que han seguido manteniendo durante el bisiesto, a numerosos medios impresos en la UCI con respiración artificial subvencionada-, a las marcas que buscan especialización, credibilidad, posicionamiento, conexión con públicos objetivo, interacciones y conversión. Acciones relacionadas con herramientas de marketing digital conectadas a las habilidades cualificadas de los profesionales de la información, los perfiles más preparados para conciliar ambas caras de lo redactado y conectar con una audiencia deseosa de calidad, credibilidad y especialización; y unas marcas que auspician esa práctica porque saben que ahí están sus potenciales compradores.

 Con todo, este post no trata de rescatar los grandes titulares de 2016. A estas alturas ya se han escrito numerosos balances informativos del año. Solo pretende marcar desde un plano cenital tendencias manifiestas que van a consolidarse en 2017. Al menos así lo hemos percibido consecuencia del trabajo diario acometido desde la agencia, en Somasland.

Posted by Óscar Delgado / Photo by Marga Ferrer

Haz que ocurra, una oportunidad para comunicar

diciembre 2nd, 2016|

La sociedad evoluciona, casi al mismo ritmo que la comunicación, que ya avanza hacia la digitalización periodística. Una realidad que se percibe en el incremento de proyectos emprendedores y en la, cada vez más alta, tasa de jóvenes y no tan jóvenes, que deciden empezar su propia aventura empresarial. Y es que la tasa de emprendimiento en España que arroja el informe ‘GEM GLOBAL’ es del 5,7 %. Un dato que refleja que los emprendedores comienzan a lanzarse al mundo empresarial aunque, en muchos casos, no cuentan con las medidas de apoyo necesarias para la financiación de su idea.

En este marco surgen iniciativas como la de Think Big, promovida por Fundación Telefónica, para ofrecer esa oportunidad, que muchos necesitan para iniciar su andadura. Un programa de formación, dirigido a personas de 15 a 30 años, que les permite desarrollar habilidades de emprendimiento social y conseguir que su idea sea factible, para lograr un bienestar social que permita cambiar el mundo. Una acción que ya han aprovechado muchos jóvenes con talento para presentar ideas novedosas en el ámbito de la comunicación. Es el caso de ‘Comunicar es salud’ que pretende mediante sistemas tecnológicos hacer más accesible la información incomprensible, que dan los centros sanitarios sobre temas de salud para lograr una comunicación más efectiva entre pacientes y  médicos. “Se trata de una solución que podría facilitarle la vida a muchas personas, porque pueden adaptarla a sus características personales”, apunta María Fernández, creadora del proyecto.

Otro ejemplo de comunicación, cuyo objetivo es mejorar la seguridad vial, es ‘Intercomunicación móvil’. Una aplicación para smartphones que permite a los usuarios comunicarse entre ellos, gracias al uso de sus dispositivos móviles. Partiendo de la base de que todo individuo disponga de un teléfono inteligente, esta app pretende que la comunicación entre ellos fomente una mayor seguridad en las carreteras. De modo que, cuando los conductores circulen por la ciudad, activando esta app, puedan detectar los móviles de otros usuarios que les avisen por señales sonoras, por ejemplo, de que un ciclista circula en paralelo para intensificar la precaución. Esta tecnología permite a su vez que los usuarios en bicicleta alerten a los automóviles de su presencia en la vía, de este modo, saben que deben procurar una distancia mínima con el ciclista. Asimismo, llegado el caso en que el usuario olvidara activar la app mientras circula por la carretera, “podría detectarse igualmente que se acaba de incorporar a la circulación, por el rápido paso de las redes WiFi”, explica el promotor, Chedgar.

Radio

El sector de las ondas también ha sido uno de los más impulsados en esta edición, sobre todo en la zona geográfica de Andalucía, ya que jóvenes de Sevilla y Málaga han presentado sus proyectos radiofónicos, siendo los más votados por redes sociales. Desde Sevilla han presentado Stramm Radio, una radio online, llevada a cabo por y para estudiantes, en la que como principal novedad los impulsores quieren dotarla de las canciones de los oyentes. Mientras que, los malagueños proponen la creación de una radio portátil, Radio Teranga, para aproximar las actividades sociales a los jóvenes y terminar con la barrera física que existe para las personas, que les da reparo entrar a una asociación y preguntar. “Traeremos actividades del Tercer Sector y mantendremos un tema principal: la colaboración de jóvenes con otros jóvenes de todo el mundo”, explica el equipo en el resumen de su proyecto.

Todos ellos tienen un denominador común, la pasión por comunicar y el afán por iniciar una acción social. Esta oportunidad todavía está abierta para transmitir una idea, un sentimiento, una propuesta, a la que se pueden acoger más jóvenes, a través de la web de Think Big, porque el plazo de presentación de proyectos finaliza el 15 de diciembre. Así que todavía estás a tiempo de presentar esa idea que te lleva rondando durante meses la cabeza y que sabes que puede ayudar a cambiar el mundo. Se trata de la quinta edición del principal programa social de Fundación Telefónica en Europa, que ahora también se lleva a cabo en España y que ha recogido en años anteriores más de 115.000 proyectos.